MercoPress, in English

Sábado, 13 de julio de 2024 - 08:56 UTC

 

 

Guyana: disculpas de la familia de un ex primer ministro británico esclavista no son suficientes

Domingo, 27 de agosto de 2023 - 21:45 UTC
Charles Gladstone pidió al Reino Unido que dialogue con CARICOM sobre las reparaciones Charles Gladstone pidió al Reino Unido que dialogue con CARICOM sobre las reparaciones

Los activistas no quedaron del todo satisfechos con el discurso de disculpa pronunciado el viernes en la Universidad de Guyana por un descendiente del ex Primer Ministro británico y explotador de esclavos William Gladstone, e insistieron en que se debían reparaciones por valor de 1,2 billones de dólares estadounidenses. Mensajes tales como “nuestros antepasados merecen justicia real” proliferaron por Georgetown.

 William Gladstone, ex Primer Ministro británico, era hijo de John Gladstone, propietario de plantaciones en Jamaica y Guyana, y Presidente de la Asociación de las Indias Occidentales de Liverpool. También se cree que fue propietario de dos barcos que transportaron a miles de asiáticos desde la India y otros lugares para trabajar como mano de obra contratada tras la abolición de la esclavitud en 1834. En el momento de la abolición, William Gladstone recibió indemnizaciones por valor de unos 10 millones de libras a cotización actual.

“La esclavitud fue un crimen contra la humanidad y sus efectos nocivos siguen sintiéndose en todo el mundo”, declaró Charles Gladstone, tataranieto de William, en el George Walcott Lecture Theatre durante un acto organizado por el Centro Internacional de Estudios sobre Migración y Diáspora de la Universidad de Guyana.

“Con profunda vergüenza y pesar, reconocemos la implicación de nuestro antepasado en este crimen y, con sinceridad, pedimos disculpas a los descendientes de los esclavizados en Guyana”, añadió.

“Nosotros, los abajo firmantes, descendientes de John Gladstone... deseamos ofrecer nuestras sinceras disculpas por sus acciones manteniendo a sus antepasados en la esclavitud en Demerara, Guyana”, señaló también.

“También instamos a otros descendientes de quienes se beneficiaron de la esclavitud a que abran conversaciones sobre los crímenes de sus antepasados y sobre lo que podrían hacer para construir un futuro mejor”, prosiguió.

Sin embargo, varios guyaneses descendientes de esclavos africanos no acogieron bien el mensaje, y en las pancartas se leía “Tu culpa es real Charlie. Muévete rápido hacia las reparaciones ya”. “Los Gladstone son unos asesinos”, insistían otros.

“¿Esto es todo lo que valen nuestros antepasados para vosotros?”; “¿Cómo os atrevéis a ofrecer miseria?”, gritaban los manifestantes disgustados.

Citada por la AFP, la activista afroguyanesa Nicole Cole declaró: “Ninguna disculpa puede bastar, pero es un paso hacia el reconocimiento de que se ha cometido un crimen y de que la vida de la gente se ha visto alterada”.

Charles Gladstone y otros cinco miembros de la familia se comprometieron a apoyar la labor del nuevo departamento universitario y pidieron al Reino Unido que entablara conversaciones con la Comunidad del Caribe (CARICOM), integrada por 15 naciones, sobre las reparaciones. Además de una disculpa, la repatriación de los descendientes y la condonación de la deuda para sanear el “desastre colonial”, la CARICOM busca un programa de desarrollo para las comunidades indígenas de sus Estados miembros, así como la financiación de instituciones culturales como los museos de la esclavitud.

El jueves, el Presidente de Guyana, Irfaan Ali, subrayó que quienes se beneficiaron de la trata de esclavos deberían ofrecerse a pagar reparaciones a las generaciones actuales, mientras que los implicados en el negocio deberían ser juzgados a título póstumo por crímenes de lesa humanidad. “Los descendientes de John Gladstone también deben esbozar ahora su plan de acción en consonancia con el plan de CARICOM... de justicia reparadora para la esclavitud y la servidumbre”, dijo Ali.

“En los últimos años se han intensificado las demandas de reparación por la esclavitud y la servidumbre africanas. La exigencia de reparaciones no pretende promover o apalancar la vergüenza o la culpa por la trata de esclavos y la esclavitud. No se trata de extorsión, sino de un compromiso para reparar errores históricos”, afirmó.

Eric Phillips, que preside el Comité de Reparaciones de Guyana y es representante del Consejo de Reparaciones de CARICOM, declaró: “Las reparaciones son una cuestión moral, legal, política, cultural, diplomática, sanitaria, financiera [y] de desarrollo internacional de nuestro tiempo”. Fue Phillips quien estimó que las reparaciones ascenderían a 1,2 billones de dólares.

“He llegado a aceptar la honestidad y la integridad de la familia Gladstone y el Comité de Reparaciones de Guyana les da la bienvenida incondicional a Guyana, sabiendo el examen de conciencia por el que han pasado...”, señaló Phillips.