MercoPress, in English

Lunes, 8 de agosto de 2022 - 11:08 UTC

 

 

Repsol culpa ahora al petrolero italiano por marea negra en costa peruana

Martes, 15 de febrero de 2022 - 10:20 UTC
Repsol prevé pedir una indemnización por el supuesto mal manejo de la descarga de crudo por parte de la tripulación del petrolero Repsol prevé pedir una indemnización por el supuesto mal manejo de la descarga de crudo por parte de la tripulación del petrolero

La petrolera estatal española Repsol culpa ahora a un “movimiento repentino” del petrolero de bandera italiana Mare Doricum que causó el derrame de miles de barriles de crudo el 15 de enero frente a las costas de Lima, lo que ha provocado un gran desastre ambiental en la región.

Cientos de animales locales murieron y algunos trabajadores de socorro sin entrenamiento adecuado tuvieron que ser hospitalizados luego del incidente.

Repsol siempre ha sostenido que la repentina maniobra del barco había provocado el derrame y primero lo atribuyó al tsunami de Tonga, pero un informe emitido por el Organismo Supervisor de la Inversión en Energía y Minería (Osinergmin) de Perú encontró que las “olas anómalas” no eran la causa.

“Se requirió la presentación de toda la información relevante para determinar la causa y posibles incumplimientos a la normativa, incluyendo registros del sistema de detección de fugas, procedimiento de descarga, estado de hecho, entre otros”, había dicho el Osinergmin.

Sin embargo, y según medios españoles, Repsol seguía considerando emprender acciones legales contra el seguro de la naviera por su presunta responsabilidad en la descarga de crudo en la refinería de La Pampilla. El diario El País dijo que Repsol planeaba buscar una compensación “multimillonaria”.

El Mare Doricum es propiedad de Fratelli D'amico Armatori Spa, se informó.

El País también dijo que la tesis de Repsol está respaldada por un estudio realizado por las empresas Inerco y Orbital Eos. La empresa española ha desplegado hasta el momento un equipo de socorro de 2.500 efectivos para limpiar las aguas, que ya han realizado el 67% de los trabajos necesarios para “devolver la costa peruana a su estado natural”.

Los especialistas del Osinergmin habían determinado que el derrame “habría sido ocasionado por la rotura de los grifos de sujeción con la Multiboya Terminal Número 2, lo que habría generado un movimiento repentino de la nave, afectando así la integridad del sistema de descarga submarina”.

El Osinergmin también solicitó a Repsol que informe qué hizo para detener la fuga de petróleo, ya que la empresa de hidrocarburos el 15 de enero, a las 17:25 horas, reportó el derrame de sólo 0,16 barriles de petróleo, que había afectado 2,5 m2 de mar, mientras se estima que fueron en total unos 6.000 barriles.

Categorías: Política, América Latina.