MercoPress, in English

Miércoles, 20 de octubre de 2021 - 11:09 UTC

 

 

Destacado disidente detenido tras una carta en la que pedía a un funcionario de la ONU que comprobara los derechos humanos en Cuba

Jueves, 9 de setiembre de 2021 - 09:30 UTC
La madre del periodista y psicólogo Fariñas dio la noticia, “se lo han llevado hace una hora, hoy 8 de septiembre” La madre del periodista y psicólogo Fariñas dio la noticia, “se lo han llevado hace una hora, hoy 8 de septiembre”

El opositor cubano y Premio Sarajov de Derechos Humanos del Parlamento Europeo, Guillermo Fariñas, fue recogido por las fuerzas de seguridad el miércoles en su domicilio de la ciudad de Santa Clara, sin que se sepa el motivo de su detención ni dónde se encuentra.

La madre del periodista y psicólogo Fariñas, Alicia Hernández, dio la noticia: “se lo han llevado hace una hora, hoy 8 de septiembre”.

Al parecer, las fuerzas de seguridad llegaron a la casa de Fariñas en Santa Clara y se lo llevaron sin dar ninguna razón o excusa para la detención.

“Él nunca sale de la casa. Su hermana y yo lo cuidamos, le llevamos comida y lo que necesite”, dijo Alicia.

Sin embargo, poco después la ONG Defensores de los Presos, con sede en España, hizo pública la detención del líder del Frente Antitotalitario Unido, Fantu, que también fue galardonado con el Premio Sajarov por su lucha a favor de los derechos humanos.

Fariñas, de 59 años, es también conocido por las numerosas huelgas de hambre que ha mantenido en protesta contra el sistema y el régimen cubanos. La última, de 25, tuvo lugar en 2016 y duró 54 días pidiendo al régimen cubano de los hermanos Castro que cesara la represión contra los disidentes.
Aunque originalmente era un firme partidario de la Revolución Cubana, Fariñas en 1989 comenzó su oposición a la dictadura de Fidel Castro y en 1992 se unió al disidente Bloque Democrático José Martí. Desde entonces se ha convertido en una de las figuras más representativas de la oposición a Castro y sus secuaces.

Según el sitio “Diario de Cuba”, la detención de Fariñas se ha producido a raíz de la petición de la organización Cuba Democrática en el exilio a la comisaria de Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, de una “condena o investigación” sobre las graves violaciones de los derechos humanos que está aplicando el régimen castrista, como reacción a las masivas protestas por la comida y la libertad que estallaron en varias ciudades cubanas, el pasado 11 de julio.

“Es inaceptable que usted y su oficina, situándose en el más alto nivel de apelación mundial cuando se trata de derechos humanos, permanezcan en silencio, lo que puede interpretarse como un cómplice de los perpetradores de las violaciones”, afirmó la organización en una carta abierta que envió a la Sra. Bachelet la semana pasada.

Las huelgas de hambre de Fariña, que define como “un método no violento para llamar la atención de la opinión pública sobre una determinada forma de abuso”, ha sido su forma de combatir la opresión del régimen cubano, la represión y los intentos de silenciar a los opositores al régimen, que suele considerarlos “contrarrevolucionarios” y “mercenarios” de los intereses de Estados Unidos.

Categorías: Política, América Latina.