MercoPress, in English

Viernes, 2 de diciembre de 2022 - 06:30 UTC

 

 

Venezuela sigue siendo el país más “miserable”, Argentina no está muy lejos

Lunes, 26 de abril de 2021 - 09:58 UTC
El índice de miseria es un indicador creado por el economista Arthur Okun. El índice de miseria es un indicador creado por el economista Arthur Okun.

Venezuela retuvo con facilidad el dudoso honor de liderar la lista del Índice de Miseria Económica Global 2020, mientras que Argentina se ubicó apenas siete escalones por detrás.

Entre inflación, desempleo, tasas de interés y variación del PIB por habitante, Argentina sumó 95 puntos para compartir un espacio estadístico con naciones que atraviesan guerras civiles y catástrofes naturales.

El índice se publicó en el último número de la revista estadounidense The National Review.

 

Argentina había finalizado penúltima en 2019, por detrás de Venezuela, pero su situación mejoró en tériminos relativos gracias a la ampliación del estudio de 95 países a 156. De ahí que las apariciones de Zimbabwe, Sudán, Líbano, Surinam y Libia del puesto 2º al 6º que no figuraron en índices anteriores.

Las cifras de Argentina fueron: desempleo (11,8%), inflación (44%) (tasa anualizada a fines de 2020), tasas de interés anuales (29,4%) y caída del PIB per cápita (9,8%).

En el otro extremo, los “países económicamente menos miserables” en 2020 fueron Guyana, Taiwán, Qatar, Japón y China. De los cinco países menos miserables, dos son superabundantes en recursos energéticos (Guyana y Qatar) y el resto está en Asia.

El descubrimiento de petróleo en Guyana hace cinco años ha llevado a la creación continua de oportunidades que se han traducido en un nivel de vida significativamente mejor para todos los guyaneses vinculados al “oro negro”, ya sea directamente o a través de otras áreas de la economía que han crecido alrededor de la negocio en auge.

El índice ayuda a determinar cómo le está yendo económicamente al ciudadano medio y se calcula sumando la tasa de desempleo ajustada estacionalmente a la tasa de inflación anual. Se supone que tanto una mayor tasa de desempleo como un empeoramiento de la inflación crean costos económicos y sociales para un país.

La medición fue creada por el economista Arthur Okun, quien se desempeñó como en el Consejo de Asesores Económicos del presidente Lyndon B. Johnson y fue profesor en Yale. Consistía en la suma simple de la tasa de inflación anual y la tasa de desempleo de la nación. Se ha ampliado en los últimos tiempos para incluir otros indicadores económicos, como las tasas de interés de los préstamos bancarios.

La expresión “Índice de miseria” se hizo popular gracias a Ronald Reagan, quien la usó repetidamente cuando se postuló para presidente contra Jimmy Carter en 1980 basado en un programa de juegos de televisión, aunque el propio Carter la había esgrimido primero en su campaña de 1976 frente a Gerald Ford.