MercoPress, in English

Viernes, 30 de julio de 2021 - 11:44 UTC

 

 

Cuba a la meca del capitalismo, Davos, a la búsqueda de inversiones

Jueves, 24 de enero de 2019 - 10:02 UTC
“Nosotros nos sentimos normal”, dijo Rodrigo Malmierca, ministro de Comercio Exterior cubano, a preguntas sobre su presencia en el foro. “Nosotros nos sentimos normal”, dijo Rodrigo Malmierca, ministro de Comercio Exterior cubano, a preguntas sobre su presencia en el foro.
El propio presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, reconoció hace unos días que “la batalla más importante” de Cuba es la economía, que apenas creció 1,2% en 2018 El propio presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, reconoció hace unos días que “la batalla más importante” de Cuba es la economía, que apenas creció 1,2% en 2018

Las cosas parecen tomar un nuevo rumbo en el régimen de la dinastía fundada por Fidel Castro, debido a que por primera vez en 25 años un miembro del gobierno ha ido a la cuna del capitalismo mundial para buscar inversiones.

“Nosotros nos sentimos normal”, dijo Rodrigo Malmierca, ministro de Comercio Exterior cubano, a preguntas sobre su presencia en el foro.

Hace apenas un año el diario Granma, el órgano oficial del Partido Comunista de Cuba, todavía calificaba el foro de “show mediático, donde vivir del cuento es el único de sus aportes”.

Pero Cuba, que este año celebra los 60 años de su revolución, está inmersa en lo que su gobierno ha dado en llamar la “actualización” de su economía.

El propio presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, reconoció hace unos días que “la batalla más importante” de Cuba es la economía, que apenas creció 1,2% en 2018, muy por debajo del 5% necesario para impulsar el desarrollo de la isla, según expertos locales.

“Cuba tiene una política de actualización de su modelo económico y una de las bases es la diversificación de sus nexos económicos con el exterior”, sostuvo el martes Malmierca, que también fue embajador en Bélgica y ante las Naciones Unidas.

El llamado plan de actualización económica quiere que las empresas cubanas, sin perder la propiedad estatal, puedan funcionar “con cierta independencia”, dar más protagonismo a la propiedad privada en algunos sectores y atraer capital extranjero.

Todo ello a partir del sector turístico, que es el más importante de la economía de la isla.

La última visita de un responsable cubano a Davos se remonta a 1995, cuando el entonces vicepresidente Carlos Lage vino hasta el foro suizo, que cada año reúne a la élite política y económica mundial.

La presencia de Malmierca en Davos “ilustra esta novedad, para retomar las palabras del régimen cubano, de 'actualizar' el modelo de este país”, apuntó Gaspard Estrada, especialista de América Latina en el Instituto de Ciencias Políticas de París.

“Pero vamos a ver si con estas visitas se podrá transformar este modelo económico, más teniendo en cuenta que Donald Trump tiende a radicalizarse en sus posiciones y que una de sus principales bases electorales son las personas mayores de Florida”, las más en contra del régimen cubano, indicó Estrada.

Categorías: Política, América Latina.