MercoPress, in English

Domingo, 4 de diciembre de 2022 - 22:05 UTC

 

 

Apenas el 7% de los peruanos cree que una nueva Constitución sea prioridad

Viernes, 29 de abril de 2022 - 10:23 UTC
La encuesta contradice a los funcionarios del Gobierno que afirman que la reforma constitucional es una demanda popular La encuesta contradice a los funcionarios del Gobierno que afirman que la reforma constitucional es una demanda popular

Según una encuesta publicada el miércoles por el diario limeño El Comercio, sólo el 7% de los peruanos cree que una nueva Constitución está entre las prioridades del pueblo.

El estudio fue realizado y difundido días después de que el presidente Pedro Castillo Terrones anunciara su intención de convocar un referéndum para que los peruanos decidan si se lanza o no una reforma constitucional.

El estudio de Ipsos mostró que una abrumadora mayoría de la población considera que la actual administración debe centrarse en la lucha contra la delincuencia (43%), la lucha contra la corrupción (42%) y la generación de empleo y la reactivación económica (33%).

Otras prioridades son el regreso pleno y seguro a la escuela presencial (15%), la lucha contra el COVID-19 (13%) y la reducción de la informalidad laboral (8%), que afecta a cerca del 75% de la población económicamente activa de Perú.

Al final de la lista se encuentra el impulso a la asamblea constituyente (7%). Dicha reforma formaba parte de las promesas de Castillo durante su campaña electoral del año pasado.
Estos datos contradicen las recientes declaraciones del primer ministro, Aníbal Torres, quien insistió en que, salvo en Lima, la redacción de una nueva Carta Magna era una demanda de los peruanos del campo, con lo que Torres justificó el proyecto de ley que el Gobierno de Castillo envió el lunes al Congreso para incluir un referéndum sobre el asunto en las próximas elecciones locales del 2 de octubre.

La propuesta de Castillo seguirá los cauces adecuados. Si es aprobada por la Comisión de Constitución del Congreso, será sometida a votación por el pleno parlamentario.

El partido gobernante culpa a la actual Constitución, aprobada en 1993, bajo el entonces presidente Alberto Fujimori, de las desigualdades económicas derivadas del modelo de libre mercado que consagra.

Castillo ha admitido que su equipo ya viene trabajando en el proyecto de una nueva Ley Fundamental. El congresista Alex Flores Ramírez, quien habría redactado el texto propuesto, insistió en que la actual Constitución perfila un modelo “extractivista” de concepción neoliberal que niega muchos derechos básicos a las personas.

Categorías: Política, América Latina.