MercoPress, in English

Martes, 7 de diciembre de 2021 - 05:59 UTC

 

 

Sentimientos encontrados tras el documento final de la COP26 de Glasgow

Lunes, 15 de noviembre de 2021 - 09:40 UTC
La sugerencia formulada por India permitió que se suscribiera un documento después de todo La sugerencia formulada por India permitió que se suscribiera un documento después de todo

Un día después de cerrar la Cumbre del Clima COP26 de la ONU en Glasgow, el primer ministro británico Boris Johnson destacó un hecho histórico: el carbón ha sido condenado a muerte como fuente de energía.

Aparte de eso, la mayoría de los líderes mundiales se sintieron decepcionados a la luz de la declaración final que la reunión pudo redactar. La conferencia climática finalizó con un tibio acuerdo para mantener el calentamiento global por debajo de 1,5 grados centígrados, al tiempo que actualizó los compromisos de descarbonización de los Estados el próximo año y reguló el mercado de carbono para avanzar hacia los objetivos del Acuerdo de París 2015.

Aún así, los líderes no pudieron pasar de la “reducción” a la “eliminación” de las centrales eléctricas de carbón y los subsidios a los combustibles fósiles, e incluso se pospuso el desembolso de los 100.000 millones de dólares anuales para ayudar a los países pobres a descarbonizar.

El enviado climático del presidente estadounidense Joseph Biden, John Kerry, se mostró optimista: “créase o no, esta es la primera vez que se menciona el carbón. Estamos más cerca que nunca de evitar el caos climático; este es el comienzo de algo”. dijo.

El presidente de la COP26, Alok Sharma, señaló que “China e India tendrán que explicar qué hicieron que los países del mundo fueran más vulnerables al cambio climático”. mientras que describió el documento final del sábado como un “resultado histórico”.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, lo resumió: “La COP es un paso en la dirección correcta”, pero “el trabajo aún está lejos de completarse”.

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, consideró que los textos aprobados en la COP26 eran “un compromiso”, una solución que reflejaba “intereses, condiciones, contradicciones y el estado de la voluntad política en el mundo de hoy”.

La directora internacional de Greenpeace, Jennifer Morgan, estuvo de acuerdo con la conclusión principal de Johnson, pero protestó que Glasgow era “un acuerdo débil” que carecía de coraje y que limitar el calentamiento global dentro del umbral de 1,5 grados ahora “pende de un hilo, pero se le dio una señal clara: la era del carbón está llegando a su fin, y esto es importante”.

La activista climática Greta Thunberg insistió en Twitter que Glasgow era “simplemente bla, bla, bla”, y advirtió: “cuidado con los tsunamis de efecto verde; el verdadero trabajo comienza fuera de esas habitaciones”.

El Papa Francisco dijo que “el grito de los pobres, combinado con el grito de la tierra, resonó en los últimos días en la COP26 en Glasgow. Animo a quienes tienen responsabilidades políticas y económicas a actuar de inmediato con valentía y previsión. Al mismo tiempo, invito a que todas las personas de buena voluntad ejerzan la ciudadanía activa para el cuidado de la casa común”.

Casi 200 países se reunieron en la cumbre COP26 de las Naciones Unidas en Escocia, pero la declaración resultante no llegó a establecer directrices concretas para un enfoque eficaz del calentamiento global, según la mayoría de los observadores.

El texto fue finalmente adoptado el sábado, un día después de lo programado, y luego de un cambio de último minuto sugerido por la delegación de India, que consitió en pedir a las partes que aceleren los ”esfuerzos para reducir gradualmente“ en lugar de ”eliminar gradualmente“ la energía del carbón, la principal fuente de emisiones de gases de efecto invernadero.

Varios países, incluidas las naciones insulares pequeñas, dijeron que estaban profundamente decepcionados por la dilución del lenguaje crucial, pero que no tenían más remedio que aceptarlo.

En efecto, el acuerdo reconoció que los compromisos asumidos hasta ahora para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero que calientan el planeta no son lo suficientemente específicas, y pidió a las naciones que establezcan compromisos climáticos más estrictos el próximo año, en lugar de cada cinco años, como se les exige actualmente. Los científicos dicen que ir más allá de un aumento de 1,5 ° C desencadenaría subas extremas del nivel del mar y catástrofes, incluidas sequías devastadoras, tormentas monstruosas e incendios forestales mucho peores que los que el mundo ya está sufriendo.

El ministro de Medio Ambiente de India, Bhupender Yadav, dijo que la revisión sobre el carbón era necesaria para reflejar las ”circunstancias nacionales de las economías emergentes“. Indicó además que el carbón había sido ”señalado” durante la COP26, mientras que no había un llamado similar para eliminar el petróleo o el gas natural.