MercoPress, in English

Domingo, 14 de agosto de 2022 - 16:20 UTC

 

 

Chile va a las urnas este fin de semana para elegir Convención Constituyente y reemplazar el texto que dejó Pinochet

Sábado, 15 de mayo de 2021 - 07:21 UTC
 Las elecciones de este fin de semana reflejarán la verdadera tasa de aprobación del presidente Piñera Las elecciones de este fin de semana reflejarán la verdadera tasa de aprobación del presidente Piñera

Chile está a punto de escribir un capítulo más en su historia este próximo fin de semana cuando sean elegidos miembros de una Asamblea que habrá de redactar una nueva Constitución en reemplazo de la dejada por el régimen militar del general Augusto Pinochet.

Las elecciones iban a celebrarse los días 10 y 11 de abril, pero fue necesario posponerlas en virtud de la pandemia de coronavirus. Gobernadores y alcaldes regionales también serán designados según estas elecciones.

El presidente Sebastián Piñera ha calificado estas votaciones como “una jornada electoral muy trascendente para el futuro de Chile y sin precedentes en la historia de nuestro país”.

Se tomaron medidas para que los ancianos, los enfermos crónicos, las embarazadas y los discapacitados que “decidan votar lo hagan con una clara preferencia, yendo directamente al primer lugar de la fila”, explicó Piñera.

El fraccionamiento de las elecciones en dos días también busca “asegurar un mayor distanciamiento físico y evitar aglomeraciones, protegiendo la salud de los ciudadanos que acuden a votar”, prosiguió el mandatario.

Los puestos de votación estarán abiertos el sábado y el domingo entre las 8 am y las 6 pm, dijo a los medios el director del Servicio Electoral de Chile (Servel), Andrés Tagle.

Piñera también dijo que esperaba una mayor participación este año, después de que solo el 48% de los registrados votaron en la segunda vuelta presidencial en 2017.

Uno de los principales temas a discutir en la futura convención, donde se requerirán dos tercios de los votos para aprobar cada artículo, será un nuevo sistema de pensiones, que reemplace al actual, severamente cuestionado por los chilenos y creado por el hermano de el actual presidente, el economista José Piñera, en noviembre de 1980.

Otros temas que los ciudadanos seguirán con especial atención serán una mejora sustancial en el acceso a la educación, mayores demandas de las etnias mapuche y la reforma del sistema de salud para que más personas puedan acceder de forma gratuita.

La coalición gobernante de Piñera, debilitada por las decisiones del gobierno sobre la pandemia y otros temas, buscará ganar al menos un tercio de los 155 convencionales constituyentes (más de 77) para marcar la agenda dentro de la asamblea.

Pero la oposición de Piñera a un tercer retiro del 10% de los fondos de pensiones de las AFP cuando muchas personas han perdido sus fuentes de ingresos por confinamientos y otras restricciones ha hundido la tasa de aprobación del presidente a apenas un 9% frente a una desaprobación del 74%, según una encuesta reciente.

Sin embargo, Piñera ha liderado una de las campañas de vacunación más exitosas de la región e incluso según estándares mundiales, y tiene eso para mostrar a su electorado.

 

Categorías: Política, Chile.