MercoPress, in English

Domingo, 22 de mayo de 2022 - 07:02 UTC

 

 

Para S&P Argentina se encuentra en situación de default selectivo

Viernes, 30 de agosto de 2019 - 12:39 UTC
“Esto constituye default bajo nuestro criterio”, consideró S&P y agregó: “En particular para las entidades calificadas como ”-B“” “Esto constituye default bajo nuestro criterio”, consideró S&P y agregó: “En particular para las entidades calificadas como ”-B“”

La calificadora de riesgo Standard & Poors colocó el jueves en situación de “default selectivo” a la deuda argentina, tras la decisión del gobierno de re-perfilar los vencimientos de los compromisos de corto y mediano plazo.

“Como consecuencia de la sostenida imposibilidad para ubicar títulos de corto plazo con inversores del sector privado, el gobierno argentino extendió unilateralmente los vencimientos de todos los papeles de corto plazo el 28 de agosto”, explicó la calificadora en un comunicado sobre la decisión del Ministerio de Hacienda de reprogramar los vencimientos de Letes, Lecap, Lecer y Lelinks.

“Esto constituye default bajo nuestro criterio”, consideró S&P y agregó: “En particular para las entidades calificadas como ´B-´, la extensión de los plazos de pago de la deuda corto plazo sin una compensación constituye un default”.

“Las mayores vulnerabilidades del perfil crediticio de Argentina provienen del entorno financiero que se deteriora rápidamente”, afirmó en el comunicado.

Según agencias internacionales, S&P advirtió sobre “la falta de confianza en los mercados financieros acerca de las iniciativas políticas bajo la próxima administración y la incapacidad del Tesoro de quedarse corto a largo plazo con el sector privado”.

El anuncio de extensión de los plazos de pago de la deuda de corto plazo adelantado este miércoles por el ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, entró en vigencia este jueves con la publicación de un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) en el Boletín Oficial.

La norma extiende por un plazo de 180 días -para las personas jurídicas- los vencimientos de las Letras del Tesoro en pesos (Letes), los títulos atados a la evolución del dólar (Lelink), los ajustadas por el coeficiente de estabilización de referencia (CER) y las letras capitalizables (Lecaps).

El decreto aclaró que la postergación dispuesta no alcanzará a las Letras cuyos tenedores registrados al 31 de julio de 2019 en la Caja de Valores sean personas humanas, que los conserven bajo su titularidad a la fecha de pago.