MercoPress, in English

Viernes, 2 de diciembre de 2022 - 03:50 UTC

 

 

Ex ministro y asesor confirma pagos de sobornos en mano a Lula da Silva

Lunes, 21 de enero de 2019 - 10:00 UTC
Palocci relató ante la Justicia, en el marco de un acuerdo de cooperación, el pago de valores de hasta 80.000 reales (unos 22.000 dólares) a Lula, indicó Globo. Palocci relató ante la Justicia, en el marco de un acuerdo de cooperación, el pago de valores de hasta 80.000 reales (unos 22.000 dólares) a Lula, indicó Globo.
Según el ex-ministro, los pagos ilegales a Lula habrían tenido lugar en 2012, después  que Odebrecht negociara participar en la construcción de la represa Belo Monte Según el ex-ministro, los pagos ilegales a Lula habrían tenido lugar en 2012, después que Odebrecht negociara participar en la construcción de la represa Belo Monte

Antonio Palocci, quien fuera ministro durante los Gobiernos de Lula da Silva y Dilma Rousseff, afirmó que entregó al ex presidente, en “diversas oportunidades”, dinero en efectivo producto de sobornos de las constructoras Odebrecht y Andrade Gutierrez, según reveló el Grupo Globo.

Palocci, en prisión domiciliaria desde el pasado noviembre, relató ante la Justicia, en el marco de un acuerdo de cooperación, el pago de valores de hasta 80.000 reales (unos 22.000 dólares) a Lula, encarcelado desde abril por corrupción, indicó Globo.
Según el ex-ministro, los pagos ilegales a Lula habrían tenido lugar en 2012, después de que el empresario Marcelo Odebrecht acordara el desembolso de 15 millones de reales (unos 4 millones de dólares) al ex jefe de Estado para la participación de Odebrecht en la construcción de la Represa Belo Monte, en el norte del país.

En uno de los tramos de su confesión, Palocci afirmó que ”llevó en oportunidades diversas cerca de treinta, cuarenta, cincuenta y ochenta mil reales (entre 8.000 y 22.000 dólares) en efectivo para el propio Lula”.

Según apuntó Globo, en cierta ocasión, Palocci habría entregado unos 50.000 reales (13.305 dólares) dentro de una caja de un teléfono móvil, en Brasilia. En otro episodio, de acuerdo con la versión del ex ministro, Lula habría recibido del propio Palocci una suma de dinero no determinada dentro de una caja de whisky en el aeropuerto de Congonhas, en Sao Paulo.

Las declaraciones de Palocci se enmarcan dentro de un acuerdo de colaboración alcanzado con las autoridades brasileñas que le permitió pasar a prisión domiciliario después de más de dos años en la cárcel por corrupción y lavado de activos.

El ex ministro declaró ante la Justicia el último 13 de abril y el testimonio fue homologado en junio del año pasado, pero solo ahora fue adjuntado al archivo de la investigación de la Policía Federal sobre supuestas fraudes y corruptelas en la Represa de Belo Monte.

En su declaración, Palocci precisó que, por las obras en la Represa, Odebrecht habría destinado un total de 15 millones de reales (unos 4 millones de dólares) en donaciones a beneficio de Lula, aunque de esa cifra total, 4 millones de reales (1,06 millones de dólares) habrían sido donados de manera “oficial”.

Por su parte, la constructora Andrade Gutierrez habría pagado los gastos de algunas entidades vinculadas al ex presidente, realizado donaciones al Instituto Lula y costeado algunas de sus conferencias a cambio de la facilitación de su participación en las obras de Belo Monte.

A través de su gabinete de prensa, Lula afirmó que el Lava Jato, la mayor operación anticorrupción de la historia de Brasil, “tiene casi 200 delatores beneficiados por reducciones de pena” y que “ninguno ha presentado pruebas contra el ex presidente”.

En un comunicado, la asesoría del ex mandatario expresó que la Justicia “decidió validar las declaraciones” de Palocci a cambio “de mentiras sin pruebas contra el ex presidente”.

“Todos los sigilos fiscales de Lula y su familia fueron levantados sin que fueran encontrados valores irregulares”, subrayó la nota.

Lula, quien gobernó Brasil entre 2003 y 2010, cumple desde el pasado 7 de abril una condena de 12 años por beneficiarse de las corruptelas en el seno de la estatal Petrobras y responde ante la Justicia en otros siete procesos penales, también por diferentes sospechas de corrupción.

Categorías: Política, Brasil.