MercoPress, in English

Miércoles, 30 de noviembre de 2022 - 13:44 UTC

 

 

Arrestan en Miami sospechoso de enviar paquetes con explosivos; tiene extenso prontuario

Sábado, 27 de octubre de 2018 - 09:55 UTC
César Sayoc fue arrestado frente en una casa de repuestos de autos en Plantation, Florida, dijeron las autoridades federales César Sayoc fue arrestado frente en una casa de repuestos de autos en Plantation, Florida, dijeron las autoridades federales

Las autoridades federales arrestaron este viernes en Florida a un hombre que se sospecha envió al menos una docena de paquetes bomba a políticos demócratas y otros opositores al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, días antes de las elecciones legislativas.

Cesar Sayoc, un residente en Florida de 56 años, tiene con un largo historial criminal por violencia doméstica, robo y otros cargos y publicaciones ofensivas en redes sociales contra los enemigos políticos de Donald Trump. Está afiliado al partido republicano.

Sayoc fue arrestado frente a una tienda de autopartes en Plantation, Florida, dijeron las autoridades federales. Es sospechoso de haber enviado paquetes bomba al ex presidente Barack Obama, a la ex candidata presidencial demócrata Hillary Clinton y a otras figuras públicas que han sido objetivos frecuentes de las críticas de Trump.

Su furgoneta blanca, que fue incautada por las autoridades, tenía numerosos letreros en las ventanas con la imagen de Trump, incluido un dibujo que representa al presidente parado sobre un tanque.

Al anunciar el arresto ante una audiencia que lo aclamaba en la Casa Blanca, Trump aseguró que estos actos que buscan causar terror son despreciables y no tienen espacio en Estados Unidos.

“Nunca debemos permitir que la violencia política eche raíces en Estados Unidos, no debemos dejar que pase”, dijo el mandatario. “Y estoy comprometido a hacer todo lo que esté en mi poder como presidente para detenerlo y detenerlo ahora”, agregó.

Según registros públicos, Sayoc es un republicano registrado y ha sido arrestado en varias ocasiones, incluido un caso en el que fue acusado de realizar una amenaza de bomba.

Nadie se ha adjudicado la responsabilidad de los paquetes bomba, denunciados por las autoridades como terrorismo y fueron mandados a menos de dos semanas de unas elecciones legislativas que podrían alterar el equilibrio de poder en Washington.

El viernes fueron interceptados otros dos paquetes sospechosos dirigidos al senador Cory Booker y al exdirector de inteligencia nacional James Clapper.

La Oficina Federal de Investigaciones (FBI) dijo en Twitter que el undécimo paquete fue hallado en una oficina de correos de Florida y estaba dirigido a Booker, un senador demócrata de Nueva Jersey. El duodécimo estaba destinado a Clapper y fue mandado a CNN, reportó la cadena.

Todas las personas objetivo de los paquetes suelen recibir críticas de forma habitual de parte de la derecha. Entre ellos están el donante del Partido Demócrata George Soros, el ex mandatario Barack Obama, el ex vicepresidente Joe Biden y la ex secretaria de Estado y ex candidata presidencial Hillary Clinton.

Críticos de Trump sostienen que la retórica inflamatoria del mandatario contra los demócratas y la prensa ha creado un clima de violencia políticamente motivada. Tras un primer llamado a la “unidad” el miércoles, Trump arremetió nuevamente contra los medios.

Ninguno de los dispositivos detonó y nadie resultó herido. Los artefactos habrían sido elaborados a partir de diseños de bombas caseras fáciles de conseguir en internet, dijo una fuente de seguridad federal. Pese a todo, los investigadores están tratando los artefactos como explosivos “vivos” y no como un engaño.

Los investigadores han declinado precisar si los artefactos fueron fabricados para ser funcionales. Expertos en bombas y analistas de seguridad dijeron que, atendiendo a lo rudimentario de su elaboración, es probable que su objetivo fuera crear temor más que mata
 

 

Categorías: Política, Estados Unidos.