MercoPress, in English

Domingo, 3 de marzo de 2024 - 12:43 UTC

 

 

Argentina: Se disparan combustibles en surtidores al levantarse un tope impositivo

Jueves, 1 de febrero de 2024 - 10:15 UTC
El decreto 107/2024 lleva las firmas del presidente Milei y de los ministros Luis ‘Toto’ Caputo (Economía) y Guillermo Francos (Interior) El decreto 107/2024 lleva las firmas del presidente Milei y de los ministros Luis ‘Toto’ Caputo (Economía) y Guillermo Francos (Interior)

Los conductores hicieron cola durante horas este miércoles en Buenos Aires y otros lugares de Argentina ante un nuevo aumento del precio del combustible en los surtidores que se esperaba para el jueves, tras la decisión del gobierno del presidente Javier Milei de liberar el tope impositivo a los combustibles líquidos (ICL) y al dióxido de carbono (IDC) vigente desde 2021, se informó.

La medida fue publicada en la madrugada del jueves en el Decreto 107/2024 del Boletín Oficial y lleva las firmas del presidente Milei y de los ministros Luis ‘Toto’ Caputo (Economía) y Guillermo Francos (Interior).

El Gobierno argentino prevé así un aumento gradual del precio de los carburantes junto con una mayor recaudación para hacer frente al déficit fiscal y a la financiación del Estado. El precio final de venta al público aún debe ser decidido por las distintas petroleras teniendo en cuenta la devaluación del tipo de cambio oficial, el precio del barril de Brent y el precio de paridad de importación. Se espera que los precios suban entre un 10 y un 15% como mínimo.

Los impuestos a los combustibles tienen un mecanismo de actualización basado en la variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC) que publica mensualmente el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), se explicó también. Se esperan nuevos ajustes en los precios de venta al público de los combustibles en los próximos meses debido a otros factores, según medios locales.

Desde que Milei asumió el 10 de diciembre e implementó una serie de medidas para corregir un esquema de precios distorsionado que dependía permanentemente de los subsidios del Gobierno, “las ventas cayeron entre 10 y 15%”, se informó. Las medidas, en última instancia, pusieron fin a misiones transfronterizas de tanqueo por parte de conductores paraguayos y uruguayos, lo que explica parte de la caída en las ventas.