MercoPress, in English

Jueves, 8 de diciembre de 2022 - 07:05 UTC

 

 

Bolsonaro se enfada con YPFB por vender a Argentina el gas que era para Brasil

Miércoles, 25 de mayo de 2022 - 10:55 UTC
Descontentos brasileños obligados a pagar un precio más alto por el gas terminarán votando a ya sabes quién, teme Bolsonaro Descontentos brasileños obligados a pagar un precio más alto por el gas terminarán votando a ya sabes quién, teme Bolsonaro

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, denunció que la petrolera estatal boliviana Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) canalizó el 30% del gas que iba a ser vendido a Brasil y lo envió a Argentina como parte de un “plan orquestado” en su contra y añadió que Petrobras estaba detrás de la maniiobra.

Aunque no mencionó ningún nombre en concreto, Bolsonaro dio a entender que el objetivo era beneficiar al candidato opositor Luiz Inácio Lula Da Silva después de que la estatal Petrobras obligara a los consumidores brasileños a pagar un precio más alto por el gas que debía importarse de otros lugares.

El mandatario brasileño hizo esas declaraciones a un grupo de seguidores el lunes por la noche.

“Bolivia nos cortó el 30% del gas para entregarlo a Argentina. ¿Cómo reaccionó Petrobras ante esta cuestión? El gas, si tenemos que comprarlo en otro lugar, es 5 veces más caro. ¿Quién pagará la factura y quién será responsable? Es un negocio que parece orquestado para beneficiar exactamente a ya saben quién”, dijo Bolsonaro.

Lula lleva la delantera en todas las encuestas para ganar las elecciones del 2 de octubre, probablemente sin segunda vuelta.

Desde que asumió el poder en 2019, Bolsonaro ha aplicado una política de precios de paridad internacional con la que el valor de los hidrocarburos en el mercado interno se ajusta al coste internacional, lo que ha situado el precio de la gasolina y el diésel en torno a 1,70 dólares por litro.

En este escenario, Bolsonaro destituyó al director general de Petrobras, José Mauro Ferreira Coelho, y nombró en su lugar a Caio Mário Paes de Andrade, a la espera de la aprobación del Consejo de Administración, donde también están representados los accionistas privados de Petrobras.

“Varios factores geopolíticos conocidos por todos tienen como resultado impactos no sólo en el precio de la nafta y el gasoil, sino en todos los componentes de la energía”, explicó el Ministerio de Minas y Energía en el comunicado en el que anunciaba la dimisión de Ferreira Coelho.

“Por lo tanto, para mantener las condiciones necesarias para el crecimiento del empleo y la renta de los brasileños, es necesario fortalecer la capacidad de inversión del sector privado en su conjunto”, añadió.

El nombramiento de Paes de Andrade debe ser aprobado por el consejo de administración de Petrobras, que el gobierno controla como accionista mayoritario de la empresa.

El jefe de estado también reemplazó al ministro de Minas y Energía hace dos semanas y nombró al ultraliberal y acérrimo bolsonarista Adolfo Sachsida.