MercoPress, in English

Sábado, 22 de junio de 2024 - 00:28 UTC

 

 

Medidas más duras contra el covid-19 llegan a provincia argentina de Córdoba

Sábado, 5 de junio de 2021 - 10:08 UTC
El gobernador Schiaretti dijo que las medidas se tomaron por motivos sanitarios sin intenciones políticas subyacentes. El gobernador Schiaretti dijo que las medidas se tomaron por motivos sanitarios sin intenciones políticas subyacentes.

La provincia de Córdoba, el segundo distrito más grande de Argentina en términos de superficie y el tercero en población, ha prohibido la escolaridad presencial y las reuniones sociales y familiares a partir de este próximo lunes ante el aumento de la ocupación de camas de cuidados intensivos.

El gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, anunció que a partir del lunes todas estas actividades estarán prohibidas por dos semanas, que incluirán el próximo fin de semana largo que comprende el feriado nacional del 17 de junio además de las celebraciones del Día del Padre el 20 de junio.

También entrará en vigor un toque de queda entre las 20.00 y las 6.00 horas, algo que ya está vigente en otras partes del país.

“Estamos pasando por el momento más crítico de la pandemia”, dijo Schiaretti, argumentando que esta situación de salud tiene que ver con “el pico de la segunda ola de la pandemia” del covid-19.

El gobernador subrayó que tomó su decisión en base a las recomendaciones de los científicos y equipos de salud de la provincia.

Las clases presenciales desde el jardín de infantes hasta las universidades están suspendidas, mientras que las reuniones sociales y familiares están prohibidas tanto en entornos públicos como privados.

Y la provincia ahora se adherirá plenamente al Decreto de Necesidad y Ugencia (DNU) 334/2021 del presidente Alberto Fernández sobre el movimiento de personas que era obligatorio para el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) pero opcional para otros distritos.

Un gran número de cordobeses se ha ufanado desde las elecciones presidenciales de 2019 de que su provincia no estaba alineada con el gobierno federal y / o el kirchnerismo (aunque Schiaretti es peronista) e incluso bromeó sobre la necesidad del “Cordobexit” ... hasta el viernes.

Schiaretti también anunció que las nuevas medidas se tomaron en consenso con los municipios y los diferentes actores de la sociedad y la idea era “nunca politizar ninguna medida ni entrar en polémica con nadie”, y que lo que se tuvo en cuenta fue la ocupación de camas de Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) que se acerca rápidamente al 80%.

También habló de cepas de coronavirus más contagiosas que las del año pasado que ya están atacando a los más jóvenes. “El virus circula porque nosotros circulamos”, dijo.

Además, culpó a quienes se involucran en eventos clandestinos, que es donde “ocurren la mayoría de las infecciones” y sostuvo que la única forma de acabar con la pandemia era la vacunación. Al respecto, anunció que se ampliarán los espacios de vacunación ya que la provincia gestiona la posibilidad de comprar vacunas para complementar las enviadas por el gobierno nacional y llamó a toda la comunidad a registrarse para recibir la inmunización.

El ministro de Salud provincial, Diego Cardozo, dijo que las medidas anunciadas tienen como objetivo “reducir la circulación de personas con el fin de reducir la transmisibilidad de la enfermedad” y que el tiempo que duren las nuevas restricciones “dependerá del compromiso de la sociedad de acompañarnos”.

Entre otros puntos, se determinó que los centros comerciales permanecerán cerrados; los bares y restaurantes podrán funcionar hasta las 19h en espacios exteriores y hasta cuatro personas por mesa. Ese mismo cronograma se aplicará a los negocios no esenciales.

Se permitirán actividades deportivas individuales como caminar, andar en bicicleta y correr.

Desde el inicio de la pandemia, la provincia ha acumulado 327.138 casos positivos, con un promedio diario de 4.500 casos y 4.032 muertes en total.