MercoPress, in English

Jueves, 13 de mayo de 2021 - 18:43 UTC

 

 

Panamá establece nuevas medidas para viajeros aéreos procedentes de Sudamérica

Martes, 20 de abril de 2021 - 09:19 UTC
Las nuevas medidas no se aplican a los pasajeros que abordan vuelos de conexión en el Aeropuerto de Tocumen. Las nuevas medidas no se aplican a los pasajeros que abordan vuelos de conexión en el Aeropuerto de Tocumen.

Los viajeros que lleguen en avión a Panamá habiendo permanecido en Sudamérica durante 15 días o más deberán seguir los nuevos protocolos anti-covid-19 vigentes desde el lunes, anunciaron las autoridades de salud e inmigración.

Además de presentar una prueba de antígeno PCR o COVID-19 negativa realizada dentro de las 48 horas previas en el aeropuerto de salida, los pasajeros deberán someterse a una prueba molecular a su llegada, que tiene un costo de USD 85.

Aquellos con un resultado negativo, no obstante, pasarán tres días en aislamiento en su casa o en un “hotel hospital” para viajeros que no sean covid-19 a cargo del gobierno. Antes del lunes, los pasajeros de esta categoría debían permanecer cinco días en tales condiciones. El tercer día se someterán a una prueba de frotis de antígeno (también cubierto por el estado) y, si es negativo, se les dará de alta de la cuarentena. Otros hoteles presumiblemente más lujosos a cargo del viajero estarán disponibles a partir del 3 de mayo, dijeron las autoridades.

Por otro lado, los pasajeros que den positivo a su llegada deberán someterse a una prueba de RT-PCR COVID-19 para tipificación / análisis por + ICGES y cumplir con un aislamiento obligatorio de 14 días en un hotel hospital para viajeros COVID-19 designado por las autoridades sanitarias.

La aerolínea internacional panameña Copa Airlines subrayó que los pasajeros en conexión que pasen por el aeropuerto internacional de Tocumen no estarán obligados a seguir estos procedimientos, pero, no obstante, deberán cumplir con las regulaciones vigentes en su destino final.

Mientras tanto, unas 2.700 personas se encuentran varadas en la provincia panameña de Darién, fronteriza con Colombia, informó el Servicio Nacional de Fronteras (Senafront).

El paso, la alimentación y la atención de la salud están a cargo de entidades estatales como los ministerios de Salud y Desarrollo Social (Mides) y la Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia (Senniaf), dijo, en declaraciones a la prensa.

“Durante Semana Santa hubo ingresos masivos y hasta dos mil personas ingresaron a la frontera en dos semanas”, dijo a los medios el director del Senafront, Oriel Ortega. También advirtió que muchos de estos migrantes son engañados por miembros de organizaciones criminales y arriesgan sus vidas en el peligroso viaje de cinco días por la selva del Darién.

“Cruzar la selva con niños es inhumano”, dijo el lunes el comisionado del Senafront, quien comparó el engaño con el de otros grupos criminales que aconsejan acciones similares a integrantes de las columnas migratorias que parten hacia Estados Unidos desde el llamado Triángulo Norte (Guatemala , Honduras y El Salvador).

Ortega comparó el presente con el de julio y agosto de 2016, cuando hasta cinco mil migrantes se concentraron en la parte panameña de la línea divisoria binacional, todo con el objetivo de llegar a la frontera de Estados Unidos por Centroamérica.

Se cree que unas 111.500 personas han ingresado a Panamá a través de esa frontera desde 2014.

Tags: covid-19, Panama.