MercoPress, in English

Martes, 11 de agosto de 2020 - 12:50 UTC

 

 

La fauna se anima a avanzar en los espacios dejados por humanos en cuarentena

Jueves, 9 de abril de 2020 - 16:04 UTC
En las últimas horas circuló en las redes el video de un vecino de Miramar, donde se ve a un pingüino caminando por el centro de la localidad el cual fue devuelto al mar En las últimas horas circuló en las redes el video de un vecino de Miramar, donde se ve a un pingüino caminando por el centro de la localidad el cual fue devuelto al mar

Un pingüino paseando por las playas de Miramar en la provincia de Buenos Aires, un carpincho en las calles de Necochea y la presencia de ciervos de los pantanos en el entorno natural del delta del río Paraná sorprendieron a los habitantes de esas zonas.

Se trata de un nuevo avance de la fauna sobre las urbes vaciadas de tránsito y personas a causa del aislamiento social por coronavirus.

Videos subidos a las redes sociales dan cuenta de animales que caminan placenteramente por calles de las ciudades de Miramar y Necochea, vacías de personas y actividades en cumplimiento del aislamiento social, preventivo y obligatorio que dispuso el Poder Ejecutivo el pasado 20 de marzo.

El delta del río Paraná, que cuenta con unos 350 arroyos y riachos, es de por sí un ambiente con elevada biodiversidad en la que se multiplican especies como el ciervo de los pantanos, de gran porte y cornamenta, en peligro de extinción, que fue visto con mucha frecuencia por pobladores de las islas, según consigan medios locales.

Por otro lado, en las últimas horas circuló en las redes el video de un vecino de la ciudad bonaerense de Miramar, donde se ve a un pingüino caminando por la calle 5 y 33 de esa localidad el que, se supo, fue devuelto enseguida al mar por personal policial.

En tanto, en la ciudad de Necochea los vecinos filmaron y difundieron el paseo de un carpincho por las calles de esa localidad balnearia, 512 kilómetros al sur de la ciudad de Buenos Aires.

La pandemia por el coronavirus provocó la declaración de una cuarentena que dejó calles y ciudades sin movimiento, prácticamente desérticas, silenciosas, lo que ha hecho que algunos animales avancen hacia zonas urbanas.

Así, se han observado en las redes sociales, desde que comenzó la cuarentena por el coronavirus, videos sobre la presencia de osos, ciervos, jabalíes, coyotes y cisnes en distintas ciudades de Europa.