MercoPress, in English

Domingo, 26 de mayo de 2019 - 17:05 UTC

Núcleo duro de 'usurpadores' que apoya a Maduro no son más de treinta, afirma Pence

Martes, 26 de febrero de 2019 - 11:28 UTC
El vice presidente Pence criticó el “inadmisible” bloqueo de la ayuda humanitaria en la frontera venezolana. El vice presidente Pence criticó el “inadmisible” bloqueo de la ayuda humanitaria en la frontera venezolana.

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, anunció este lunes que aportarán 56 millones de dólares adicionales para apoyar a los países que han acogido a los venezolanos que han huido del país en medio de la crisis económica y política. Asimismo, Pence destacó que casi 200 funcionarios de las Fuerzas Armadas venezolanas desertaron desde el sábado.

“Vamos a intensificar nuestro trabajo. Estamos identificando nuevas áreas en la frontera donde podemos brindar asistencia adicional al pueblo de Venezuela. Estados Unidos destinará 56 millones de dólares adicionales para responder a nuestros aliados en la región a medida que ayudan a los venezolanos que huyen del régimen de Nicolás Maduro”, apuntó Pence.

Al mismo tiempo, criticó el “inadmisible” bloqueo de la ayuda humanitaria en la frontera venezolana. “Es inadmisible que Maduro bloqueara cientos de toneladas de asistencia para personas que lo necesitaban en Venezuela y bailara mientras los camiones con comida y medicinas eran incendiados”, y mientras “miles de niños mueren de hambre”, denunció.

Además, destacó que Maduro está apoyado por apenas 30 personas. “Somos millones contra 30 de ellos. 30 usurpadores no pueden negar la libertad a 30 millones de personas”, indicó. Pence subrayó por otra parte que Colombia es el “socio más importante en la región”. “Cualquier amenaza a su soberanía o seguridad será confrontada por la determinación de Estados Unidos”, advirtió.

Estados Unidos decidió desviar las ganancias de Citgo, filial de la petrolera estatal venezolana PDVSA en Houston, y guardarlas en una cuenta para transferirlas luego a un gobierno de transición. También le dio a Guaidó el control de las cuentas de Venezuela en ese país. Pero Pence pidió a sus aliados en Latinoamérica “hacer más” y los exhortó a que intensifiquen esfuerzos para aislar a Maduro e impedir que acceda a financiamiento.

“Llamamos a los miembros del Grupo de Lima a inmediatamente congelar los activos de PDVSA. Segundo, urgimos que transfieran la propiedades de los activos venezolanos en sus países al gobierno de

Guaidó”, aseguró. También les pidió restringir la entrega de visas al círculo íntimo de Maduro. “Trabajaremos con ustedes para encontrar hasta el último dolar que han robado y devolverlo a la población venezolana”, aseguró Pence en medio de su participación en el Grupo de Lima.