MercoPress, in English

Martes, 18 de enero de 2022 - 11:14 UTC

 

 

Lula desafía a acusadores y anuncia que será candidato presidencial en 2018

Miércoles, 12 de abril de 2017 - 11:08 UTC
“Estoy preparado para volver a la Presidencia y arreglar el país”, dijo Lula a una radio en Piauí luego que se filtrara que Odebrecht lo declaró en la lista de sobornos “Estoy preparado para volver a la Presidencia y arreglar el país”, dijo Lula a una radio en Piauí luego que se filtrara que Odebrecht lo declaró en la lista de sobornos
Lula fue acusado por el empresario Marcelo Odebrecht de haber sido beneficiario de unos 4,1 millones de dólares entre 2011 y 2012 Lula fue acusado por el empresario Marcelo Odebrecht de haber sido beneficiario de unos 4,1 millones de dólares entre 2011 y 2012

El ex presidente brasileño Lula da Silva lanzó este martes un contraataque político al confirmar que será candidato en las elecciones del año próximo y rechazar las acusaciones de corrupción lanzadas en su contra luego de la delación premiada del empresario preso Marcelo Odebrecht, en el marco de la Operación Lava Jato.

 “Estoy preparado para volver a la Presidencia y arreglar el país”, dijo Lula a la radio Medio Norte, del estado nordestino de Piauí, horas después de que se filtrara que Odebrecht vinculó al ex presidente con el “departamento de sobornos” que tenía la empresa.

“Desafío a cualquier empresario, libre o preso, a que diga si Lula les pidió cinco centavos siquiera”, respondió el ex mandatario, quien el 3 de mayo declarará como procesado en la causa que le sigue el juez Sergio Moro, de la Operación Lava Jato.

Según publicó la prensa a partir de filtraciones judiciales, Lula fue acusado por el empresario Marcelo Odebrecht de haber sido beneficiario de unos 4,1 millones de dólares entre 2011 y 2012, fuera del cargo de jefe del Estado, mediante el pago de dinero en efectivo que la constructora le hizo a un ex funcionario del Ministerio de Economía.

Según los diario Folha de Sao Paulo y Estado, Odebrecht contó que Lula aparece en una lista destinada a pagar sobornos de políticos con el sobrenombre “Amigo”. En ese marco, de acuerdo con filtraciones de la declaración realizada ante el juez Moro en el ámbito de la Operación Lava Jato, Odebrecht indicó que en una planilla aparecen pagos en seis cuotas, por valor de 13 millones de reales, en efectivo, a Branislav Kontic.

Kontic era el asesor de Antonio Palocci, ex ministro de Economía del gobierno de Lula y ex jefe de gabinete de la destituida mandataria Dilma Rousseff. Palocci está detenido desde setiembre pasado a las órdenes de Moro por supuestamente haber administrado unos US$ 40 millones donados por Odebrecht para campañas electorales del PT.

La sesión fue marcada por un escándalo ya habitual en el juzgado de Moro: el sitio web O Antagonista, que filtra informaciones de Lava Jato y es abiertamente opositor a Lula, informó vía Twitter en tiempo real sobre la declaración, que está bajo secreto de sumario.

Al ser advertido por un abogado del hecho, Moro obligó a todos los presentes a entregar los teléfonos celulares y dijo que ni él ni su secretaria llevaban encima estos aparatos. Después de eso, la declaración continuó siendo transmitida, por lo que se abrió una investigación.

El ex presidente, favorito en las encuestas, dijo que sus adversarios “están nerviosos” con la idea de que el sea candidato en 2018. Pero si Lula es condenado en segunda instancia hasta las elecciones, no podrá participar por causa de la Ley de Ficha Limpia, que impide a condenados con sentencia confirmada de presentarse a elecciones.

Categorías: Política, Brasil.