MercoPress, in English

Domingo, 2 de octubre de 2022 - 21:45 UTC

 

 

En plena campaña presidencial Brasil baja su estimativo de crecimiento a 0.9%

Martes, 23 de setiembre de 2014 - 11:41 UTC
La previsión igualmente es superior a la del mercado financiero, que sitúa el crecimiento de la economía del país en el 0,30 %, según el Banco central La previsión igualmente es superior a la del mercado financiero, que sitúa el crecimiento de la economía del país en el 0,30 %, según el Banco central
El bajo crecimiento de los últimos años es uno los flancos más explotado por Silva, que lo atribuye a la gestión económica de Rousseff El bajo crecimiento de los últimos años es uno los flancos más explotado por Silva, que lo atribuye a la gestión económica de Rousseff

El gobierno brasileño recortó este lunes su previsión de crecimiento para este año y la situó en un 0,90 %, frente al 1,80 % que calculaba hace dos meses. El dato figura en el informe de ingresos y gastos primarios del cuarto bimestre de 2014 elaborado por el Ministerio de Planificación, que mantuvo estable su previsión para la inflación este año en un 6,20 %.

La previsión del Gobierno es superior a la del mercado financiero, que sitúa el crecimiento de la economía del país en el 0,30 %, según un boletín semanal elaborado por el Banco Central con encuestas a un centenar de analistas de bancos.

La economía brasileña creció un 7,5 % en 2010, avanzó un 2,7 % en 2011, el 1 % en 2012 y un 2,3 % en 2013.

Según datos oficiales, en el segundo trimestre de este año se contrajo un 0,6 %, con lo que acumuló dos trimestres consecutivos de crecimiento negativo y entró en lo que los expertos califican de “recesión técnica”.

Sin embargo, un informe divulgado hace diez días por el Banco Central indicó que el Índice de Actividad Económica (IBC-Br), que es considerado una medición previa del producto interior bruto (PIB), creció el 1,5 % en julio pasado frente al mes inmediatamente anterior, lo que augura una tímida recuperación para los próximos meses.

Brasil está actualmente en plena campaña para las elecciones del 5 de octubre próximo, para las que todas las encuestas de opinión pronostican un reñido pleito entre la presidenta y aspirante a la reelección, Dilma Rousseff y la ecologista Marina Silva.

El bajo crecimiento de los últimos años es uno los flancos más explotado por Silva, que lo atribuye a la gestión económica de Rousseff, mientras que la mandataria sostiene que responde a los impactos de la crisis mundial sobre la economía nacional.

La ligera revisión a la baja (0.33% a 0.30%) que hiciera el sector financiero también se hizo extensiva a la previsión para 2015, que en los últimos siete días ha pasado del 1,04 % al 1,01 %, según se refleja en el Boletín Focus, la encuesta semanal que el Banco Central realiza entre un centenar de expertos de entidades financieras privadas.

El Banco Central destacó que se trata de la decimoséptima semana consecutiva que los especialistas rebajan sus previsiones de expansión para la economía brasileña.

En la edición del Boletín Focus, los expertos también revisaron ligeramente al alza su previsión de inflación para este año, que ha pasado del 6,29 % al 6,30 %, una tasa considerada elevada pero que se mantiene dentro de la meta oficial, que es del 4,5 %, con una tolerancia de dos puntos porcentuales.

Para 2015, los expertos indicaron que esperan una inflación similar, de un 6,28 %, frente al 6,29 % que auguraban la semana pasada.
 

Categorías: Economía, Política, Brasil.