MercoPress, in English

Lunes, 4 de marzo de 2024 - 08:59 UTC

 

 

Brasil: Lula promulga ley de vivienda para los más pobres

Viernes, 14 de julio de 2023 - 11:07 UTC
Tenemos que “hacer lo que hay que hacer para el éxito de Brasil”, dijo Lula Tenemos que “hacer lo que hay que hacer para el éxito de Brasil”, dijo Lula

El Presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, se comprometió a transformar los edificios públicos abandonados en viviendas para personas de bajos ingresos, al firmar un proyecto de ley que prevé la construcción, de aquí a 2026, de dos millones de viviendas en el marco del plan Mi Casa Mi Vida.

“Los pobres quieren vivir bien, todo el mundo merece vivir bien. Por eso les digo a los empresarios de la construcción, a los equipos técnicos del gobierno, que hay que hacer casas cada vez mejores, con espacio, con balcones. Todo el mundo sueña con vivir en un lugar de calidad. Es importante dar productos de calidad a los más pobres”, dijo Lula.

La iniciativa Mi Casa Mi Vida había sido lanzada por Lula durante sus dos primeros mandatos (2003-2010), cuando se entregaron 4 millones de viviendas. El plan llegará ahora a la clase media baja con tipos de interés subvencionados, se explicó.

“Tenemos que ser conscientes de la capacidad de hacer que tenemos los brasileños. Este país no lo van a hacer los alemanes, los franceses, los americanos, lo vamos a hacer nosotros, con nuestra forma de ser. Estamos volviendo a la normalidad, con armonía entre los poderes”, insistió Lula al señalar que una de las opciones para acelerar la construcción de viviendas era conceder inmuebles y terrenos del gobierno federal y destinarlos a viviendas populares en las áreas centrales de las ciudades, además de luchar por el uso de edificios abandonados para el mismo fin.

“Tenemos que hacernos con los edificios abandonados, los terrenos [y] los inmuebles oficiales de las zonas centrales y distribuirlos entre la gente. En lugar de llevar a la gente a vivir a 20 kilómetros del centro de la ciudad, tenemos que llevarla al centro de la ciudad, donde ya existen las infraestructuras. Es sólo hacer lo obvio, no fuimos elegidos el año pasado para inventar nada, sino para hacer lo que hay que hacer para el éxito de Brasil, respetando al pueblo”, prosiguió Lula.

Este tipo de ley “demuestra la necesidad de que el Estado se sienta obligado a hacer esta reparación histórica”, añadió.

Dependiendo de la renta familiar, la financiación será para inmuebles desde 170.000 reales (35.000 dólares) hasta 350.000 reales (73.000 dólares) con tasas que van del 4% al 8,16% anual, en el caso de las familias con el préstamo de mayor valor.

En su discurso, Lula también defendió el plan de bonificación de intereses del Gobierno y aprovechó para criticar al titular del Banco Central de Brasil (BCB), el bolsonarista Roberto Campos Neto, que tiene mandato parlamentario hasta 2024 y ha mantenido la tasa de interés Selic en el 13,75% anual, cuando la inflación interanual es inferior al 4%.

Categorías: Política, Brasil.
Tags: Lula da Silva.