MercoPress, in English

Viernes, 24 de mayo de 2024 - 00:20 UTC

 

 

Chile lanza paquete de ayuda ante la caída de popularidad de Boric

Sábado, 7 de enero de 2023 - 11:45 UTC
“Si no somos responsables de las causas, somos responsables de lidiar con sus consecuencias”, dijo Boric sobre la crisis de Chile “Si no somos responsables de las causas, somos responsables de lidiar con sus consecuencias”, dijo Boric sobre la crisis de Chile

El Gobierno chileno del Presidente Gabriel Boric Font anunció el jueves una nueva serie de medidas para mitigar los efectos de la inflación en la población.

El plan prevé el aumento de los subsidios a las familias de bajos ingresos de 60.000 CLP$ (71,31 US$) a 120.000 CLP$ (142,62 US$) que irán directamente “al bolsillo de 1,4 millones de familias”. Asimismo, se prevén 13.500 CLP$ (unos 16 US$) adicionales por niño o persona en situación de dependencia durante un período de ocho meses, se informó.

Se han alcanzado otros acuerdos para descuentos en el precio de venta al público de más de 6.900 medicamentos, anunciaron también las autoridades chilenas.

El gobierno espera asignar créditos por 50.000 millones de pesos chilenos (59,42 millones de dólares) para el sector de la construcción, con el fin de mantener activo el mercado laboral en medio del aumento de los precios.

La administración Boric se comprometió además a extender a 50.000 niños de escuelas públicas el programa existente para garantizar “más de una comida al día”.

Los anuncios se hicieron casi simultáneamente a una fuerte caída del índice de aprobación del mandatario.

Al lanzar las nuevas medidas, Boric insistió en que “el principal desafío” que enfrenta el país es aumentar el poder adquisitivo de las familias, al tiempo que admitió que “el ánimo de la población ha cambiado”.

“Ahora, es cierto que hoy en Chile hay otras prioridades inmediatas, distintas a las de 2019: la seguridad y el encarecimiento de la vida, una alta inflación de la que el país no tenía memoria, provocada por factores internos y externos, como la guerra en Ucrania y el cierre de China. Y eso cambió el humor de la población, que evidentemente responsabiliza a los gobernantes”, dijo Boric en una entrevista con Folha de Sao Paulo a principios de mes, durante su viaje a Brasil para asistir a la toma de posesión de Luiz Inácio Lula Da Silva.

Respecto a su fracaso en el plebiscito que pretendía introducir una nueva Constitución que sustituyera a la actual, redactada bajo el dictador Augusto Pinochet en 1980, Boric reconoció que “la derrota en el plebiscito fue clara, contundente y plenamente reconocida por nosotros”.

“La mayoría de los chilenos quiere transformaciones, pero sin perder lo ya logrado. Y tenían mucha incertidumbre sobre lo que se proponía. Por lo tanto, es necesario avanzar con más certezas sobre la base de lo que ya hemos logrado”, agregó.

“Si todo sale bien y el pueblo de Chile así lo desea, tendremos una nueva Constitución a fines de este año”, dijo también Boric. “Queríamos una versión más directa de la democracia. Pero bueno, ya teníamos el resultado del plebiscito. Y no podíamos insistir exactamente en lo mismo”, prosiguió, al tiempo que negó que los resultados del plebiscito fueran una prueba de que el pueblo desaprobaba su gestión, que sólo llevaba seis meses en el cargo.

Con respecto a la actual crisis, “si no somos responsables de las causas, sí lo somos de afrontar sus consecuencias,” admitió Boric.

Categorías: Política, Chile.
Tags: Gabriel Boric.