MercoPress, in English

Martes, 7 de febrero de 2023 - 08:20 UTC

 

 

Argentina comenzará a aplicar la quinta dosis de vacuna COVID-19

Lunes, 31 de octubre de 2022 - 10:20 UTC
La subvariante XBB se está expandiendo rápidamente en un mundo en el que se han relajado las medidas sanitarias La subvariante XBB se está expandiendo rápidamente en un mundo en el que se han relajado las medidas sanitarias

El Consejo Federal de Salud de Argentina (COFESA) ha acordado poner en marcha la quinta dosis, o tercer refuerzo, de la vacuna Covid-19 para pacientes que recibieron la segunda dosis con más de 120 de anterioridad.

Los ministros de Salud de los 24 distritos (23 provincias más la Ciudad Autónoma de Buenos Aires) más la del gobierno federal también aseguraron que el país cuenta con las vacunas necesarias para iniciar esta nueva etapa, que priorizará a las personas mayores de 50 años y a las que tienen comorbilidades.

A esta decisión se llegó luego de que los expertos estudiaran la situación epidemiológica y las experiencias de otros países en la aplicación de refuerzos, el tiempo transcurrido desde el segundo refuerzo, es decir, seis meses, y los beneficios demostrados por las vacunas Covid-19 para evitar complicaciones, hospitalizaciones y muertes.

Los expertos también insistieron en la necesidad de acudir a los centros de vacunación para mantener este contexto epidemiológico positivo e instaron a las personas que aún no han recibido ninguna dosis de refuerzo a hacerlo cuanto antes.

Respecto al virus, los expertos señalaron que “no ha mostrado una estacionalidad definida como otras enfermedades, con un aumento de casos incluso durante el verano; por ello, es importante seguir ofreciendo la posibilidad de estar más protegidos, especialmente a las poblaciones de mayor riesgo”.

Se han aplicado casi 110 millones de dosis en todo el país. Más de 41 millones de argentinos recibieron la primera dosis y más de 37,5 millones han tomado el esquema inicial, y más de 3 millones han tomado una dosis adicional. Casi 22 millones están vacunados con el primer refuerzo y poco más de seis millones recibieron el segundo refuerzo, se informó.

Mientras tanto, un estudio publicado la semana pasada demostró que, aunque los casos son “muy raros”, los pacientes que han recibido la primera inyección de la vacuna de Astra Zeneca tienen un 30% más de probabilidades de sufrir un caso de trombosis (trombocitopenia) que los que se inyectaron la de Pfizer/BioNTech. La trombocitopenia es la formación de un coágulo de sangre con consecuencias potencialmente mortales.

Tras la puesta en marcha de las campañas de vacunación contra el coronavirus a partir de 2021, se sospechó rápidamente que existía una relación entre las vacunas con vectores - AstraZeneca y Johnson & Johnson - y la aparición de estos trastornos sanguíneos. El estudio, realizado a partir de los datos sanitarios de millones de pacientes en varios países de Europa y Estados Unidos, confirma que estas trombosis son más frecuentes después de la vacuna de AstraZeneca, aunque son muy raros: 862 casos en más de un millón de vacunados. Después de la segunda dosis, no hay diferencia entre las vacunas de AstraZeneca y las de Pfizer/BioNTech, se informó. En cuanto a la vacuna de una sola dosis de Johnson & Johnson, los datos apuntan a un mayor riesgo, pero no de forma suficientemente clara para que los investigadores lleguen a una conclusión, según el estudio.

Mientras continúa la vacunación, ha surgido en Asia una nueva variante del SARS-CoV-2 conocida como XBB, que se está extendiendo rápidamente y puede evadir el sistema inmunitario. La subvariante de la cepa Ómicron, que causó estragos en todo el mundo entre finales de 2021 y principios de 2022, provocando un número récord de casos en decenas de países, el XBB está provocando oleadas de infecciones y hospitalizaciones, especialmente en Singapur e India.

La subvariante XBB de la cepa Ómicron del SARS-CoV-2 se descubrió en agosto de este año en la ciudad india de Calcuta. Desde entonces, se ha extendido a 26 países y está provocando nuevas oleadas de contagios en Bangladesh y Singapur. La XBB combina dos subvariantes de Ómicron BA.2. En este caso, el XBB procede de la mezcla de Ómicron BA.2.10.1 y Ómicron BA.2.75. La gran preocupación de este virus radica en su capacidad para evadir el sistema inmunitario, superando los anticuerpos generados tanto de forma natural como a través de la vacunación, lo que podría desencadenar una nueva oleada de infecciones en todo el mundo, al haberse relajado las medidas sanitarias.

 

Categorías: Ciencia y salud, Argentina.
Tags: covid-19, XBB.