MercoPress, in English

Lunes, 5 de diciembre de 2022 - 04:38 UTC

 

 

Boris Johnson no descarta viajar a Falklands; seguramente habrá visita de un miembro de la Corona, ¿Princesa Ana?

Jueves, 9 de junio de 2022 - 10:18 UTC
Boris Johnson admitió que probablemente él era el único en la ceremonia a los Veteranos de las Falklands que no ha visito las Islas, aún Boris Johnson admitió que probablemente él era el único en la ceremonia a los Veteranos de las Falklands que no ha visito las Islas, aún
La Dama de Hierro, cuando visitara las Islas en enero de 1983. Es adoraba por los Isleños y hay un día del calendario de Falklands dedicado a su memoria. La Dama de Hierro, cuando visitara las Islas en enero de 1983. Es adoraba por los Isleños y hay un día del calendario de Falklands dedicado a su memoria.

El primer ministro británico Boris Johnson dijo esta semana que ”ahora que las cosas están más tranquilas en Westminster (parlamento británico) es probable que pueda realizar un viaje a las Islas Falkland”, destacando que entre los presentes en el homenaje a los Veteranos y al cuarenta aniversario de la guerra de las Falklands, seguramente él era el único que no las había visitado.

 Estuvieron presentes en la ceremonia organizada por el Speaker del parlamento (presidente), Sir Lindsay Hoyle, políticos, Veteranos y la Princesa Ana en representación de la Corona y de la Marina. La misma se celebró en un patio interno de Westminster junto a las oficinas del Speaker, con marcha y despliegue de la banda musical de los Infantes de marina reales.

“Ahora que las cosas están más tranquilas en Westminster, es probable pueda viajar a las Falklands dentro de muy poco. Las cosas aparentan estar relativamente pacíficas,” comentó ante la audiencia en tono jocoso. También agregó “sentirse avergonzado” de no haber estado en las Islas.

El lunes el primer ministro británico zafó por margen estrecho un voto de confianza dentro de su propio partido conservador, el cual cuestiona su conducta personal durante la pandemia y otras actitudes consideradas no apropiadas para un primer ministro. De todos modos la votación de respaldo le resultó favorable por 211 a 148 votos.

A continuación en su discurso Johnson elogió a las fuerzas británicas por su desempeño en la guerra de las Falklands y por alcanzar lo que muchos pensaban era imposible. Destacó que la guerra en el Atlántico sur fue la lucha por un principio esencial para cualquier pueblo en el mundo, “el soberano derecho a elegir su destino”.

En clara referencia a la guerra en Ucrania, Johnson sostuvo, “cuando miramos al mundo, vemos con demasiada obviedad como ese principio aún permanece en peligro y necesita ser defendido”. Agregó, “siempre habrá un dictador probando si un país y sus amigos están realmente a la altura y comprometidos a pararse en defensa de ese principio, el cual es la base esencial para un mundo en paz”.

Johnson para sobreponerse a sus desplantes y mentirillas ha sido acusado de querer emular a Margaret Thatcher, presentándose como un líder guerrero, audaz y desafiante frente a Vladimir Putin, imponiendo sanciones a Rusia y cómo cruzado de la libertad y la democracia. Cuarenta años atrás la Dama de Hierro envió al Atlántico sur a una Fuerza de Tareas para recuperar las Falklands, invadidas y ocupadas por fuerzas argentinas. La audaz respuesta de Thatcher salvó a su gobierno y confirmó los cimientos del “Thatcherimso” y el fin de las políticas Laboristas y de sindicatos de inspiración marxista que predominaban en la política y cultura británica de aquellos años.

“Hace cuarenta años en las Falklands, nuestras fuerzas armadas demostraron que sí, nos pusimos firmes en apoyo de lo que estaba correcto y en defensa de los pueblos a decidir sobre su futuro,” afirmó el líder británico.

Margaret Thatcher quien es reverenciada como héroe nacional en las Falklands, a quien agradecen por salvarlos de la ocupación y usurpación argentinas, visitó las Islas en enero de 1983 durante cuatro días. Desde entonces el 10 de enero se incorporó al calendario de las Falklands como el Día de Thatcher.

Quien abriera la ceremonia en nombre de la Corona, fue la Princesa Ana, junto al Speaker Sir Lindsay Hoyle que la semana pasada estuvo de visita en las Falklands, por segunda vez, pero la primera como presidente de la Cámara de los Comunes.

La Princesa Ana resaltó antes los presentes que por experiencia propia puede afirmar que una visita a las Islas Falkland “siempre ha sido un placer”, recordando que ya ha estado “cuatro, cinco veces”. Felicitó a los Isleños por la designación de Stanley como ciudad.

“El permanente sentimiento de gratitud de los Isleños y comprensión de lo alcanzado está siempre muy presente y así se aprecia, por tanto siempre es un gran placer poder volver a las Falklands”, sostuvo la Princesa Ana.

Al dirigirse a los Veteranos del conflicto, también tuvo palabras de homenaje y de elogios, “vuestro coraje y habilidades en combate fueron probadas al extremo y demostraron ser ejemplares. Esta nación siempre tendrá con Uds. una inmensa deuda de gratitud”.

Finalmente digamos que además de un viaje de Boris Johnson, no se puede descartar la vista de un miembro de la Casa Real a Falklands con motivo de los dos aniversarios, cuarenta años desde la Guerra y el Jubileo de Platino de Reina Isabel.

Los Duques de Cambridge Guillermo y Catarina han estado de visita en el Caribe y Belice, el Earl de Wessex, Príncipe Eduardo y la condesa Sophie se encuentran en Gibraltar, que fuera uno de los eslabones fundamentales para el armado de la Fuerza de Tareas enviada a las Falklands. El Duque de York, Andrés que combatió en 1982 piloteando un helicóptero, ha sido socialmente recluido por sus aventuras sexuales, por tanto de no sorprenderse si la Princesa Ana es candidata a completar su “quinta/sexta” visita en el correr de los próximos meses.