MercoPress, in English

Domingo, 4 de diciembre de 2022 - 09:21 UTC

 

 

El mundo necesita más alimentos, no misiles, dice Fernández a Macron

Sábado, 14 de mayo de 2022 - 09:33 UTC
El presidente Fernández regresaba a Buenos Aires el viernes por la noche El presidente Fernández regresaba a Buenos Aires el viernes por la noche

Los presidentes Emmanuel Macron, de Francia, y Alberto Fernández, de Argentina, expresaron este viernes su mutua preocupación por la crisis de escasez de alimentos que afronta el mundo en los próximos meses como consecuencia de la guerra entre Rusia y Ucrania.

 Los dos mandatarios se reunieron a solas en el Palacio del Elíseo de París durante más de una hora, en lo que fue la última parada de Fernández en su nueva gira europea, que también incluyó encuentros con gobernantes españoles y alemanes. Se sabe que ambos presidentes tienen buena relación en varios temas y en esta ocasión se informó que Macron “dejó claro que necesitaba hablar con él [Fernández] a solas.”

“El problema hoy es la inflación como consecuencia de la guerra, pero en 12 ó 18 meses tenemos una catástrofe alimentaria por el bloqueo de alimentos”, advirtió Macron.

El mandatario argentino dejó claro que “la guerra es una catástrofe humanitaria y terminar con ella debe ser la prioridad”, tras lo cual le dijo a Macron que Argentina tiene un excedente de trigo disponible. “Venimos a ponernos a disposición para ver cómo podemos ayudar desde América Latina a resolver este conflicto”, señaló el jefe de Estado argentino a Macron, a quien invitó a viajar a Argentina. El presidente francés prometió fijar una fecha después de reorganizar su gabinete.

Respecto a la reciente reelección de Macron, Fernández admitió que había hablado del tema con el ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula Da Silva, cuyo regreso al Palacio del Planalto parece inminente tras las elecciones del 2 de octubre: “Lo hablamos con Lula y celebramos su éxito electoral que trajo mucha tranquilidad al mundo”.

Macron se refirió al líder argentino como un “actor importante en este tormentoso escenario internacional”.

Ambos mandatarios hablaron también de una serie de medidas para reducir el impacto de la crisis en los precios de los alimentos, como la reducción de las barreras comerciales y de los costes del transporte. “Después de la pandemia, el mundo necesita más alimentos, no más misiles”, subrayó Fernández.

El miércoles, el gobierno argentino autorizó la comercialización del primer trigo transgénico HB4 desarrollado por Bioceres resistente a la sequía y al herbicida glufosinato de amonio al inicio de la siembra de trigo para la campaña 2022/2023. Tras la noticia, las acciones de Bioceres repuntaron 7% en Wall Street luego de acumular cinco días de caídas.

Fernández era aguardado de regreso en Buenos Aires a última hora del viernes.