MercoPress, in English

Viernes, 2 de diciembre de 2022 - 07:04 UTC

 

 

Francia: Macron es reelegido, pero el número de votos de Le Pen preocupa

Lunes, 25 de abril de 2022 - 10:50 UTC
“Ya no soy el candidato de un bando, sino el presidente de todos nosotros”, dijo Macron en su discurso de victoria “Ya no soy el candidato de un bando, sino el presidente de todos nosotros”, dijo Macron en su discurso de victoria

El presidente centrista de Francia, Emmanuel Macron, de La República en Marcha (LREM), ha sido reelegido este domingo para un nuevo mandato de cinco años al frente del Elíseo, superando claramente en la segunda vuelta a la candidata de extrema derecha Marine Le Pen, de la Agrupación Nacional (RN), por el 58,5% de los votos frente al 41,5%.

A pesar de reconocer la derrota, LePen destacó el número inédito de votos de su partido, que calificó de victoria ya que, efectivamente, mejoraba el 66% con el que el % Macron le había ganado hace cinco años.

“Sé que varios franceses me han votado hoy, no para apoyar mis ideas, sino para frenar las ideas de la ultraderecha”, admitió Macron mientras pedía a sus seguidores que fueran “amables y respetuosos” entre ellos porque el país estaba desgarrado por “tantas dudas, tanta división”

“Ya no soy el candidato de un bando, sino el presidente de todos nosotros”, añadió.

Macron se convirtió en el primer líder francés en ganar la reelección en 20 años, pero los 12 millones de votos de Le Pen también marcaron lo más cerca que ha estado la ultraderecha de tomar el poder en Francia.

Le Pen consiguió dar a los nacionalistas su mayor resultado en unas elecciones presidenciales francesas, tras hacer campaña sobre la crisis del coste de la vida y prometer la prohibición del velo musulmán en los lugares públicos, además de un cambio en las políticas sobre la participación de los inmigrantes en el empleo, la vivienda y las prestaciones sanitarias.

“Las ideas que representamos alcanzan nuevas cotas”, subrayó LePen. “El resultado de esta noche representa en sí mismo una victoria rotunda. No tengo ningún resentimiento ni rencor por haber perdido”, añadió.

La victoria de Macron provocó una ola de alivio en toda la Unión Europea, ya que supuso la derrota de la euroescéptica LePen.

Mientras tanto, el presidente argentino Alberto Fernánmmdez dijo que “el [pueblo] francés se expresó claramente a favor del proyecto democrático de Emmanuel Macron.”

“Frente a las voces estridentes de la extrema derecha, propagadoras de odio y prejuicios, la fuerza serena de los demócratas vuelve a ser mayoría política en Francia”, subrayó Fernández.

“Las voces agresivas y de confrontación no son la respuesta. En tiempos de redefiniciones en el escenario internacional, la victoria de Macron es fundamental para profundizar el multilateralismo”, añadió.

Macron había ganado la primera vuelta con un 27,85% de los votos sobre el 23,15% de LePen, en unas elecciones que marcaron mínimos inéditos para políticos tradicionales como los socialistas.

Alrededor del 28% de los votantes no se presentó a la segunda vuelta del domingo, y el sondeo de Ipsos-Sopra Steria mostró que el 46% de los franceses tenía un “sentimiento negativo” sobre las perspectivas de un segundo mandato de Macron.

La votación del domingo fue el tercer intento de Le Pen, de 53 años. Se llevó el 17,9% de los votos en 2012 y el 33,9% en 2017. A pesar de los resultados del domingo, el temor a lo que pueda traer 2027 ya sobrevuela el cielo de Francia.

Le Pen ha conseguido alejar a la Agrupación Nacional (antiguo Frente Nacional) de las posiciones de derecha radical de su padre Jean-Marie Le Pen para acercarse a la corriente política, sin abandonar los puntos de vista nacionalistas del partido contra la globalización, la inmigración y el aumento de la edad de jubilación, mientras que está a favor de gravar más a las grandes empresas y de ampliar el bienestar social y la sanidad.

En 2015, Marine Le Pen expulsó a su padre del partido por sus comentarios incendiarios sobre el Holocausto y el régimen de Vichy.

Categorías: Política, Internacional.