MercoPress, in English

Miércoles, 30 de noviembre de 2022 - 04:44 UTC

 

 

Austria da marcha atrás en la vacunación obligatoria contra COVID-19

Jueves, 10 de marzo de 2022 - 11:00 UTC
“No vemos la necesidad de vacunación obligatoria en este momento”, explicó Edtstadler. “No vemos la necesidad de vacunación obligatoria en este momento”, explicó Edtstadler.

El Gobierno de Austria suspendió la aplicación de la legislación que hace obligatoria la vacunación contra la COVID-19 para todos los residentes mayores de 18 años en este país de 8,9 millones de habitantes, se informó este miércoles.

 De hecho, el anuncio anterior en la página web del Ministerio de Asuntos Sociales que afirmaba que “Para combatir con éxito la pandemia de Corona y proteger el sistema de salud austriaco, se necesita una alta tasa de cobertura de vacunación. Por lo tanto, se aplicará una obligación general de vacunación contra el COVID-19 en Austria” ya no está disponible y en su lugar aparece un mensaje de “Error 404”.

El Gobierno anunció la suspensión de la ley un mes después de su entrada en vigor: “Hemos decidido seguir el consejo de la comisión de expertos” y “suspender” el texto, que no es “proporcionado” a la peligrosidad de la variante Ómicron del coronavirus, anunció la Ministra Federal para la UE y la Constitución en la Cancillería Federal Karoline Edtstadler durante una conferencia de prensa en Viena.

“No vemos la necesidad de una vacunación obligatoria en este momento, dada la variante actual”, que provoca síntomas menos graves que la variante dominante anterior, Delta, explicó.

“Actualmente hay muchos argumentos para decir que esta violación de los derechos fundamentales no está justificada”, agregó Edtstadler.

La ley entró en vigor el 5 de febrero, provocando una fuerte oposición de una gran parte de la población, que vio sus derechos fundamentales cuestionados.

La vacunación era obligatoria para todos los residentes mayores de 18 años, con excepción de las mujeres embarazadas, así como para quienes contrajeron el virus hace menos de 180 días y los exentos por otras razones médicas.

Las sanciones debían imponerse a partir de mediados de marzo. Consistían en multas de entre 600 € y 3.600 € (650 US $ a 3.900 US $).

Más de 15.000 personas han muerto de COVID-19 en Austria desde el comienzo de la pandemia.