MercoPress, in English

Domingo, 22 de mayo de 2022 - 07:40 UTC

 

 

Senado de EE.UU. responsabiliza al príncipe de la muerte de Khashoggi

Viernes, 14 de diciembre de 2018 - 09:23 UTC
La inteligencia de EE.UU. concluyó que el príncipe heredero debía al menos estar enterado del plan, pero Trump ha elogiado repetidamente al reino La inteligencia de EE.UU. concluyó que el príncipe heredero debía al menos estar enterado del plan, pero Trump ha elogiado repetidamente al reino

El Senado votó el jueves en favor de recomendar que Estados Unidos cancele su ayuda a Arabia Saudita para la guerra en Yemen, y responsabilizó al príncipe Mohammed bin Salman por el asesinato del periodista Jamal Khashoggi, en un desafío directo tanto hacia su viejo aliado en el Medio Oriente como al Presidente Donald Trump, quien ha optado por mantener las relaciones con el reino petrolífero.

La votación ocurrió dos meses después de que el periodista saudita fuera asesinado en el consulado de dicho país en Estambul (Turquía) y después de que Trump fuera persistentemente ambiguo sobre el responsable de dicho crimen.

Funcionarios estadounidenses de espionaje concluyeron que el príncipe heredero debía al menos estar enterado del plan, pero Trump ha elogiado repetidamente al reino y los senadores dejaron claro a quién consideraban el responsable.

La resolución, aprobada por consenso unánime, dice que el Senado cree que el príncipe heredero es “responsable del asesinato” y pide al gobierno de Arabia Saudita que se “asegure de que se rindan cuentas apropiadamente”. Los senadores también aprobaron, por votación de 56-41, recomendar que Estados Unidos deje de respaldar la guerra en Yemen, una afrenta directa al poder de guerra del gobierno de Trump.

La frustración con el príncipe heredero y la Casa Blanca hizo que varios republicanos apoyaran la resolución sobre Yemen a modo de increpar a su viejo aliado. Otros ya tenían preocupaciones sobre la guerra, que según organizaciones pro derechos humanos está causando estragos en el país y provocando que muchos niños y otros civiles mueran de enfermedades y bombardeos indiscriminados.

El senador Bernie Sanders, independiente por Vermont, quien copatrocinó la resolución sobre Yemen junto con su colega Mike Lee, republicano por Utah, calificó la votación de “momento histórico”. Sanders dijo que con estas medidas, el Senado estaba dejando en claro “que la responsabilidad constitucional de declarar la guerra recae sobre el Congreso de Estados Unidos”.

La resolución que condena a Arabia Saudita por el asesinato de Khashoggi fue presentada por el presidente de la Comisión de Relaciones Extranjeras del Senado, el republicano Bob Corker, y por el líder de la bancada republicana en la Cámara Alta, Mitch McConnell. Ambos votaron en contra de la resolución sobre Yemen.