MercoPress, in English

Sábado, 2 de julio de 2022 - 11:17 UTC

 

 

Grupo chileno interesado en Alas se reúne con ministro de transporte uruguayo

Jueves, 3 de noviembre de 2016 - 15:14 UTC
Alas Uruguay necesita una solución antes del 24 de noviembre para mantener el interés de potenciales inversores Alas Uruguay necesita una solución antes del 24 de noviembre para mantener el interés de potenciales inversores

Dirigentes de la aerolínea chilena LAW (Latin American Wings) llegan a Montevideo el jueves para mantener reuniones con autoridades de Alas Uruguay y con el ministro Victor Rossi.

 LAW comenzó a operar en enero de este año con un Boeing 737-300 y tiene vuelos a Lima y Punta Cana y meses más tarde se hizo con dos de los tres aviones originalmente alquilados por Alas Uruguay. La firma chilena está particularmente atraída por el potencial creciente del puente aéreo entre Montevideo y Buenos Aires durante todo el año, así como las rutas desde Argentina a Punta del Este en los meses de verano.

Una de las posibilidades que se estima figuran sobre la mesa de negociación es que la aerolínea chilena adquiera las acciones de la empresa uruguaya, la cual opera como una corporación (Dyrus S.A.) lo cual incluiría sus pasivos.

Los ejecutivos de Alas Uruguay están luchando por mantener su último avión en condiciones de aeronavegabilidad, ya que dicho Boeing 737-300 puede jugar un papel clave en el plan de negocios, debido a que los potenciales inversores han expresado esperanzas de que esté operativo para la temporada de verano. Por tratarse de una unidad debidamente certificada para operar haría posible ahorrar hasta dos meses de papeleo de habilitación, algo crucial para la supervivencia de la aerolínea.

El propietario de la aeronave es una compañía estadounidense que pretende tomar reposesión del avión sobre la base de incumplimientos en el contrato de arrendamiento. Si bien existe un retraso en el pago, Alas está dentro de los plazos establecidos, merced a una acción legal por la cual consiguió una prórroga que vence el 24 de noviembre venidero.

Alas Uruguay suspendió sus vuelos el lunes 24 de octubre por al menos 60 días para dedicarse a su reestructuración. Dentro de ese plazo, la compañía retiene los derechos sobre las rutas y su certificado de operador aéreo (AOC) para poder reanudar los servicios regulares, siempre que la flota consista de al menos una aeronave. Si la reanudación de los vuelos no se concreta en dicho término, se requiere una nueva inspección de la autoridad aeronáutica.

La nueva línea aérea uruguaya de bandera surgió tras el cierre de Pluna en julio de 2012, como una empresa autogestionada por ex empleados de la extinta empresa y comenzó a volar el 21 de enero de este año, gracias al dinero aportado por el Fondo de Desarrollo (Fondes): una línea de crédito de US $ 15 millones aprobada durante el gobierno de José Mujica. Alas está hoy en rojo, con deudas a proveedores por unos 4,9 millones de d{olares y de 200.000 d{olares en sueldos atrasados.

Cualquier nuevo inversor tendría que hacerse cargo de todos esos pasivos más el reembolso al gobierno uruguayo del préstamo original, cuando llegue el momento.

 

Categorías: Inversiones, Turismo, Uruguay, Chile.