MercoPress, in English

Sábado, 1 de octubre de 2022 - 20:26 UTC

 

 

Barco chino inaugura nuevas esclusas del ampliado Canal de Panamá; litigios millonarios pendientes

Lunes, 27 de junio de 2016 - 07:52 UTC
El barco de la naviera China Costo pagó US$586.000 en concepto de peajes y tiene una carga de 9,500 teus. Salió del puerto Pireo en Grecia y va a Corea del Sur. El barco de la naviera China Costo pagó US$586.000 en concepto de peajes y tiene una carga de 9,500 teus. Salió del puerto Pireo en Grecia y va a Corea del Sur.

El porta contenedor de bandera china, Cosco Shipping Panamá entró este domingo por la mañana a las esclusas de Aguas Claras a ritmo de la Marcha Panamá, inaugurando oficialmente el Tercer juego de esclusas del Canal de Panamá.

 El barco que pertenece a la naviera China Costo pagó US$586.000 en concepto de peajes y tiene una carga de 9,500 teus. Salió el pasado 10 de junio del puerto Pireo en Grecia y va rumbo a Corea del Sur.

Tuvieron como testigos a más de 5 mil panameños el presidente de la Republica Juan Carlos Varela y al administrador del Canal Jorge Luis Quijano. El capitán Jude Rodrigues comandaba la nave en conjunto con el práctico del Canal Guillermo Manfredo.

El tercer juego de esclusas del canal de Panamá tuvo un costo inicial de US$5.250 millones, y para realizar la obra se recibió un financiamiento de US$2.300 millones por parte de cinco agencias multilaterales, mientras que US$3.150 millones restantes serán pagaron con los flujos de caja de la Autoridad del Canal de Panamá.

Las cinco multinacionales que realizaron estos aporte fueron el Banco Japonés de Cooperación Internacional con US$800 millones¸ otros US$500 millones por el Banco Europeo de Inversiones, US$400 millones por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), US$300 millones por la Corporación Financiera Internacional y US$300 millones por el Banco de Desarrollo de América Latina. Todos los desembolsos fueron realizados con forme iba avanzando la obra hasta alcanzar el 100%.

El acuerdo firmado en el 2006 durante la administración del presidente Martin Torrijos y bajo la administración de Alberto Alemán Zubieta indica que la ACP pagará a las agencias multilaterales a partir del año 2019 hasta finales del 2028 un monto de US$230 millones por año hasta completar el total de lo adeudado.

Francisco Miguez, vicepresidente de finanzas de la Autoridad del Canal de Panamá explicó que se les pagará a las agencias en forma pro-rateada según la cantidad que prestaron de tal forma que a todos se les termina de pagar simultáneamente.

De acuerdo con la programación los flujos de efectivo generados por la ampliación del Canal estarían recuperando el costo de inversión en menos de 10 años y el financiamiento se podría reembolsar en ocho años.

Cabe recordar que en marzo de 2010, la Autoridad del Canal colocó un “swap” (permuta de intereses) en una transacción en Nueva York por 800 millones de dólares para fijar el costo financiero de parte de la financiación del Programa de Ampliación de la vía acuática.

Pero esta no fue la única incursión en el mercado de capitales la Autoridad del Canal de Panamá realizó en el 201 5 la emisión de unos bonos por 450 millones, a un plazo de 20 años con un cupón de 4.950%, y con amortización en cuatro pagos iguales los dos últimos años 2034 y 2035. Parte de estos fondos son para financiar la construcción del puente sobre el Canal en el lado Atlántico.

La obra que inicialmente debió entregarse en octubre de 2014, se está poniendo en operaciones en junio de 2016.

“El retraso de la obra no afecta el repago del financiamiento. La ACP tiene los flujos de ingresos y las reservas suficientes para hacer los pagos en las fechas pactadas” dijo Miguez.

Pero existe otro tema, la obra está costando más, hasta ahora unos US$250 millones adicionales por sobrecostos, pero en total el contratista está reclamando US3.500 millones adicionales que han sido en caso demandas por parte de GUPC.

De acuerdo con Miguez, la ACP tiene los flujos de ingresos y las reservas suficientes y la capacidad de acceder a financiamiento externo para sufragar cualquier pago que se determine en arbitraje, aunque insisten que los caso son sustentables y defenderán las posiciones.