MercoPress, in English

Viernes, 27 de enero de 2023 - 14:01 UTC

 

 

Embajador chileno en Uruguay llamado en consulta a Santiago para aclarar acusaciones

Sábado, 18 de octubre de 2014 - 12:06 UTC
“No tengo ninguna duda de que estos actos terroristas que se han registrado son de la ultraderecha”, dijo Contreras. Para el gobierno chileno son obra de anarquistas “No tengo ninguna duda de que estos actos terroristas que se han registrado son de la ultraderecha”, dijo Contreras. Para el gobierno chileno son obra de anarquistas

El embajador chileno en Uruguay, Eduardo Contreras, fue llamado a consultas para aclarar las declaraciones en las que atribuyó a la ultraderecha la serie de bombazos ocurridos en Santiago, informó este viernes el ministro de Relaciones Exteriores.

Después de reiterar su “profunda molestia con las desafortunadas declaraciones” del diplomático, el canciller Heraldo Muñoz anunció que decidió “llamar a consultas a Santiago inmediatamente al embajador Contreras”, para que “explique en detalle este lamentable episodio”.

El canciller explicó que antes de decidir si cesaba o no en el cargo a Contreras, como han pedido parlamentarios de la derecha opositora en Chile, debía escuchar su versión de los hechos.

En una entrevista con el diario La Diaria de Uruguay, Contreras culpó a la ultraderecha y a la “derecha empresarial” chilena de la serie de bombazos ocurridos los últimos años en Chile, que el Gobierno ha vinculado con grupos anarquistas y que han provocado destrozos pero no víctimas, salvo en un caso en el que murió el hombre que la manipulaba.

”Yo no tengo ninguna duda de que estos actos terroristas que se han registrado son de la ultraderecha. Es lo mismo que hacían cuando (el presidente socialista Salvador) Allende, aunque usen elementos anarquistas“, dijo Contreras.

En otra parte de la entrevista Contreras aseguró que la directiva del hoy oficialista partido Demócrata Cristiano apoyó el golpe de Estado que derrocó al gobierno de Allende, encabezado por Augusto Pinochet, en 1973.

En una posterior declaración pública, el diplomático se disculpó por las molestias causadas y afirmó que se trató de una ”conversación estrictamente privada con la periodista autora de la entrevista“, una versión que fue luego desmentida por el diario.

Las palabras de Contreras provocaron una dura polémica en Santiago. La presidenta Michelle Bachelet le pidió ”prudencia”.

Abogado comunista y un ferviente defensor de causas de derechos humanos, Contreras fue designado por primera vez en el cargo por la propia Bachelet.

 

Categorías: Política, Uruguay, Chile.