MercoPress, in English

Martes, 6 de diciembre de 2022 - 11:42 UTC

 

 

Petrobras aumenta precio de combustible para distribuidoras

Viernes, 11 de marzo de 2022 - 10:57 UTC
Petrobras monitoreará la situación internacional y no trasladará cada incremento global al mercado local Petrobras monitoreará la situación internacional y no trasladará cada incremento global al mercado local

La brasileña Petrobras aumentó el precio de la gasolina refinada y el diésel para las distribuidoras a partir del 11 de marzo. El precio promedio subió a R$ 3,86 (US$ 0,77) para el combustible regular y R$ 4,51 (US$ 0,9) para el diésel.

Han pasado 57 días desde que se ajustaron los precios, que no son los precios que los consumidores tienen que pagar en los surtidores.

“Considerando la mezcla obligatoria de 27% de etanol anhidro y 73% de gasolina A para la composición de la gasolina vendida en las gasolineras, la porción de Petrobras en el precio al consumidor pasará de R$ 2,37, en promedio, a R$ 2,81 por cada litro vendido en el surtidor. Una variación de R$ 0,44 por litro”, anunció la empresa en un comunicado de prensa.

Para el diésel, el precio medio de venta de Petrobras a las distribuidoras pasará de R$ 3,61 a R$ 4,51 por litro. ”Considerando la mezcla obligatoria de 10% de biodiesel y 90% de diesel A para la composición del diesel vendido en las estaciones de servicio, la porción del precio al consumidor de Petrobras pasará de R$ 3,25, en promedio, a R$ 4,06 por cada litro vendido en surtidor. Una variación de R$ 0,81 por litro”, agrega la nota.

En cuanto al GLP [gas licuado de petróleo], según la empresa, el último ajuste de precio entró en vigor el 9 de octubre. El nuevo precio del GLP para las distribuidoras pasará de R$ 3,86 a R$ 4,48 (US$ 0,89) por kg, un promedio ajuste de R$ 0,62 por kg.

“Este movimiento de Petrobras va en la misma dirección de otros proveedores de combustibles en Brasil que ya han promovido ajustes en sus precios de venta”, señaló la empresa.

A pesar de que los precios del petróleo y sus derivados se dispararon en todo el mundo en las últimas semanas como resultado de la guerra entre Rusia y Ucrania, Petrobras dijo que monitorearía la situación diariamente antes de trasladar cada aumento al mercado local.

“Después de que se observaron precios en niveles consistentemente altos, se hizo necesario que Petrobras hiciera ajustes en sus precios de venta a las distribuidoras para que el mercado brasileño continuara siendo abastecido, sin riesgo de desabastecimiento, por los diferentes actores responsables de atender las diversas regiones: distribuidores, importadores y otros productores, además de Petrobras”, dice el comunicado.

Categorías: Economía, Energía, Brasil.