MercoPress, in English

Domingo, 26 de mayo de 2019 - 14:57 UTC

Impacto del fútbol para la economía de España equivale al 1.35% del PBI

Lunes, 4 de marzo de 2019 - 22:10 UTC
 “Hemos pasado del 0,70% del PIB a casi el 1,40%”, dijo el presidente de LaLiga, Javier Tebas, al comentar el informe de la consultora Price Waterhouse Coopers “Hemos pasado del 0,70% del PIB a casi el 1,40%”, dijo el presidente de LaLiga, Javier Tebas, al comentar el informe de la consultora Price Waterhouse Coopers

La industria del fútbol española generó US$17.864 millones (15.688 millones de euros) en ingresos en la temporada 2016-2017, equivalente al 1,37% del Producto Interior Bruto (PIB) del país, según un informe presentado por la Liga española.

“Hemos pasado del 0,70% del PIB a casi el 1,40%”, dijo el presidente de LaLiga, Javier Tebas, al comentar este informe, elaborado por la consultora Price Waterhouse Coopers y que viene a actualizar el anterior estudio realizado hace cuatro años sobre los datos de la temporada 2012-2013.

“Tenemos una tremenda responsabilidad en LaLiga de tomar las decisiones adecuadas para mantener este nivel de participación en PIB y no podemos equivocarnos porque somos una industria importante”, añadió. El fútbol profesional supuso 184.626 empleos en la temporada 2016-2017, entre directos, indirectos e inducidos, lo que significa que “una de cada cien personas trabaja en algo conectado al fútbol”, afirmó Jordi Esteve, uno de los autores del estudio.

En cuanto al impacto fiscal de esta industria, Esteve señaló que ”se está generando más de 4.000 millones de euros (US$4.554 millones) de recaudación fiscal gracias al fútbol“. El estudio ”confirma la enorme importancia social y económica que tiene el fútbol profesional en nuestro país y por tanto la importancia de tomar decisiones responsables y bien reflexionadas sobre todo aquello que afecte a esta industria”, dijo Tebas.

El presidente de LaLiga consideró que en el crecimiento del fútbol español, que ha permitido duplicar el impacto económico respecto al informe de 2012-2013, así como aumentar un 28% el empleo y un 41% la aportación fiscal, se debe al control económico implantado en el fútbol español y la venta centralizada de los derechos televisivos que ha permitido un reparto más equitativo entre clubes.