MercoPress, in English

Miércoles, 26 de enero de 2022 - 11:13 UTC

 

 

Argentina: preacuerdo con bonistas salvó en Diputados y ahora será tratado en Senado

Miércoles, 16 de marzo de 2016 - 17:42 UTC
Con el apoyo de opositores moderados, Macri obtuvo 165 votos a favor, 86 en contra y ninguna abstención en una sesión de casi 20 horas de tensos debates Con el apoyo de opositores moderados, Macri obtuvo 165 votos a favor, 86 en contra y ninguna abstención en una sesión de casi 20 horas de tensos debates
“Hemos incorporado un artículo que dice que de acá no sale un mango (dinero) hasta que no se consolide la sentencia que levanta el embargo”, arengó Mario Negri “Hemos incorporado un artículo que dice que de acá no sale un mango (dinero) hasta que no se consolide la sentencia que levanta el embargo”, arengó Mario Negri
El bloque de la ex presidenta Cristina Fernández (2007-2015) Frente para la Victoria y otros partidos de izquierda votaron en contra. El bloque de la ex presidenta Cristina Fernández (2007-2015) Frente para la Victoria y otros partidos de izquierda votaron en contra.

El gobierno de Mauricio Macri logró su primer triunfo legislativo tras la aprobación por amplia mayoría en la Cámara de Diputados de la ley que permite sellar el acuerdo con acreedores de deuda en default y resta ahora que se pronuncie el Senado.

 Con el apoyo de opositores moderados, el acuerdo del gobierno de Macri obtuvo 165 votos a favor, 86 en contra y ninguna abstención en una sesión de casi 20 horas de tensos debates en la Cámara baja. El proyecto de ley pasará ahora al Senado, donde es mayoría la oposición kirchnerista que se opuso a la ley en esta instancia.

“Hemos incorporado un artículo que dice que de acá no sale un mango (dinero) hasta que no se consolide la sentencia que levanta el embargo”, arengó Mario Negri, diputado de la Unión Cívica Radical (UCR), que forma parte de la alianza de centroderecha Cambiemos que apoya a Macri.

El proyecto de ley que impulsa el gobierno de Macri deroga las leyes Cerrojo y Pago Soberano -a pedido de la justicia en Nueva York- y autoriza a emitir deuda por 12.000 millones de dólares, la mayor emisión de un país en desarrollo desde 1996, para pagar en efectivo a los holdouts que demandaron a Argentina en Estados Unidos.

Mientras sesionaba la cámara en Buenos Aires, el juez Thomas Griesa emitió el martes en Nueva York una orden que da luz verde al mecanismo de pago de Argentina a los fondos especulativos para saldar el litigio por una deuda en ’default’ y evitar posibles embargos de otros acreedores.

El 14 de abril es la fecha límite que fijó Griesa para pagar US$ 4.653 millones según el preacuerdo que Argentina suscribió con los fondos NML Capital y Aurelius, entre otros, a los cuales el mercado denomina ’buitres’ por comprar bonos a precio vil de países en quiebra como Argentina en 2001.

Macri había advertido que sin este acuerdo Argentina caerá “en la hiperinflación o el ajuste”, palabras que impactaron en la opinión pública en momentos que la escalada de precios en los primeros meses del año supera el 8%. El bloque de la ex presidenta Cristina Fernández (2007-2015) Frente para la Victoria y otros partidos de izquierda votaron en contra.

Con el sello de este acuerdo en Nueva York, el gobierno de Macri espera que Argentina vuelva al mercado internacional después de 15 años y se faciliten las condiciones para poner en marcha el mayor plan de obras de la historia, según reiteró el ministro de Finanzas, Alfonso Prat-Gay.