MercoPress, in English

Miércoles, 22 de mayo de 2019 - 23:15 UTC

Uruguay deniega un pedido judicial argentino

Miércoles, 17 de diciembre de 2008 - 10:42 UTC

El presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez, rechazó varios exhortos de la justicia argentina con solicitudes de información sobre las plantas de celulosa de Botnia y de ENCE, como así notificaciones a directivos de esas empresas.

Vázquez entendió que si cumplía "la solicitud" de la Argentina, afectaba "los intereses esenciales tanto en el plano económico vinculado a la instalación de emprendimientos comerciales", como "en relación a los derechos soberanos del Estado de disponer de su territorio, libremente y sin coacción".

Antes de viajar a la Cumbre del Mercosur, Vázquez firmó el decreto junto con su canciller, Gonzalo Fernández, y sus ministros de Educación y Cultura, María Simon, y de Medio Ambiente, Carlos Colacce.

Los empresarios de la empresa finlandesa habían sido citados a declarar a Entre Ríos por la causa de "tentativa de contaminación" que presentó el ex gobernador Jorge Busti. Eso fue transmitido vía Cancillería el 15 de enero pasado.

Vázquez desarrolló en su decreto una extensa lista de exhortos de la justicia argentina. El primero fue del 14 de junio de 2006, con el pedido de los "datos personales y profesionales" de los directivos de Celulosas M´bopicua, ENCE, Proyecto Botnia S.A. y Botnia Fray Bentos S.A.

El gobierno uruguayo destacó que "el Mercosur dispone que el Estado requerido podrá denegar la asistencia cuando el cumplimiento de la solicitud sea contrario a la seguridad, el orden público u otros intereses esenciales del Estado".

La instalación de plantas de celulosa sobre el río Uruguay ha derivado en un largo conflicto por la resistencia de grupos de manifestantes de Entre Ríos que expresaron su preocupación por el posible impacto ambiental de esas fábricas

Categorías: Economía, Uruguay.