MercoPress, in English

Viernes, 14 de diciembre de 2018 - 09:32 UTC

Cuba termina programa médico en Brasil por cuestionamientos de Bolsonaro

Jueves, 15 de noviembre de 2018 - 09:13 UTC
La Habana no acepta se cuestione la preparación de sus médicos y se condicione su permanencia en el programa a la reválida del título y la contratación individual La Habana no acepta se cuestione la preparación de sus médicos y se condicione su permanencia en el programa a la reválida del título y la contratación individual
Bolsonaro cuestionó que el salario completo pago a los profesionales cubanos, en su mayor parte es destinado a la dictadura Bolsonaro cuestionó que el salario completo pago a los profesionales cubanos, en su mayor parte es destinado a la dictadura

Cuba anunció el miércoles que no continuará participando en un programa médico que durante cinco años ha llevado a Brasil a miles de especialistas de salud de la isla, luego que el presidente electo de la nación sudamericana reiteró que modificará los términos de colaboración con el país caribeño.

“El presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro, con referencias directas, despectivas y amenazantes a la presencia de nuestros médicos, ha declarado y reiterado que modificará términos y condiciones del ‘Programa Más Médicos’, con irrespeto a la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y a lo convenido por esta con Cuba (...)”, dijo la televisión estatal citando un comunicado del Ministerio cubano de Salud.

La Habana dijo que Bolsonaro ha cuestionado “la preparación de nuestros médicos y condicionar su permanencia en el programa a la reválida del título y como única vía la contratación individual. Estas inadmisibles condiciones hacen imposible mantener la presencia de profesionales cubanos en el Programa”.

En un mensaje en Twitter, Bolsonaro dijo que condicionó la continuidad del programa “a la aplicación de pruebas de capacidad, el salario completo a los profesionales cubanos, que en su mayor parte es destinado a la dictadura, y la libertad de traer a sus familias. Desafortunadamente, Cuba no aceptó”.

Cuba participa desde agosto de 2013 en un programa de salud a iniciativa de la ex presidente brasileña, Dilma Rousseff, que “tenía el noble propósito de asegurar la atención médica a la mayor cantidad de la población brasileña, (...) que promueve la Organización Mundial de la Salud”, agregó.

El Ministerio cubano de Salud comunicó su decisión a la OPS y a los líderes políticos brasileños que “fundaron y defendieron esta iniciativa”.

El gobierno cubano dijo que en cinco años, cerca de 20.000 médicos atendieron “a 113 millones 359 mil pacientes” en más de 3.000 municipios, en favelas de Río de Janeiro, Sao Paulo y Salvador de Bahía, entre otros.

El presidente electo de Brasil ha sido muy crítico con el acuerdo sellado en 2013, que permitió la llegada inicial de unos 18.000 médicos cubanos a la nación sudamericana. Según ha trascendido, La Habana se queda con cerca del 75% de los más de 3.000 dólares que reciben como salario los galenos de la isla en Brasil.

Los servicios de salud de Cuba, que se extienden a unos 67 países, se han convertido en una de las principales inyecciones en dólares, junto al turismo, para la frágil economía de la isla.

En Caracas, el principal aliado socialista de La Habana en la región, aterrizó recientemente un nuevo grupo de 500 médicos cubanos para reforzar el contingente de salud, que a cambio envía una cifra indeterminada de barriles de petróleo a la isla en condiciones preferenciales, según un acuerdo de cooperación suscrito desde octubre de 2000.

Categorías: Política, Brasil, América Latina.