MercoPress, in English

Lunes, 17 de diciembre de 2018 - 00:13 UTC

Para mayoría de brasileños, 53%, Lula sabía de la corrupción y debía ir a prisión

Domingo, 8 de abril de 2018 - 08:45 UTC
Entre los brasileños más pobres, con ingresos mensuales familiares de hasta 2 salarios, 51% evaluaron la condena injusta, y para el 41% fue justa. Entre los brasileños más pobres, con ingresos mensuales familiares de hasta 2 salarios, 51% evaluaron la condena injusta, y para el 41% fue justa.
El estudio mostró también que un 51% estima que Lula no debe postular a la presidencia, contra un 47% que defienden su candidatura. El estudio mostró también que un 51% estima que Lula no debe postular a la presidencia, contra un 47% que defienden su candidatura.
En septiembre del año pasado, en una encuesta similar, el 54% declaraba que Lula debía ir a la cárcel y 40% afirmaba que no debería ir a la cárcel En septiembre del año pasado, en una encuesta similar, el 54% declaraba que Lula debía ir a la cárcel y 40% afirmaba que no debería ir a la cárcel
Para la mayoría (54%) de los brasileños, Lula sabía de la corrupción en su gobierno y dejó que ella ocurriera Para la mayoría (54%) de los brasileños, Lula sabía de la corrupción en su gobierno y dejó que ella ocurriera

En una de las últimas encuestas de opinión pública dadas a conocer en Brasil a fines de febrero, la mayoría de los brasileños estaban favor que el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva fuera a prisión, con opiniones divididas sobre su inhabilitación para competir en la carrera presidencial de octubre.

 Un 53% de los entrevistados estaban a favor que Lula fuera a la cárcel, mientras que un 44% consideraban que no debía ir a prisión, según la encuesta realizada por Datafolha y publicada por el diario Folha de S. Paulo. El estudio mostró también que un 51% estima que Lula no debe postular a la presidencia, contra un 47% que defienden su candidatura.

En septiembre del año pasado, en una encuesta similar, el 54% declaraba que Lula debía ir a la cárcel y 40% afirmaba que no debería ir a la cárcel. Respecto a la condena de Lula a 12 años y un mes, el 50% consideró la decisión justa, y para el 43% fue injusta, además del 7% que prefieren no opinar. Entre los brasileños más pobres, con ingresos mensuales familiares de hasta 2 salarios, 51% evaluaron la condena injusta, y para el 41% fue justa. En los segmentos de renta familiar por encima de 2 salarios, la situación se invierte y la mayoría considera justa la condena del petista. Entre los que tienen ingresos de 2 a 5 salarios, el 60% evalúan que la condena fue justa, y el 36%, que fue injusta. En la parcela con renta de 5 a 10 salarios, el 64% indica que hubo justicia, y el 34%, que hubo injusticia. Entre los que tienen ingresos superiores a 10 salarios, el 62% indicó que la decisión fue justa, y el 34%, que fue injusta.

Para la mayoría (54%) de los brasileños, Lula sabía de la corrupción en su gobierno y dejó que ella ocurriera, y los demás evalúan que él sabía pero no podía hacer nada para que ella no ocurriera (29%), que él no sabía de la corrupción en su gobierno (13%) o no opinaron (5%). Entre aquellos con nivel superior de enseñanza, el 72% cree que Lula sabía de la corrupción a lo largo de su gestión y dejó que ella ocurriera. En la parcela menos escolarizada, esa opinión es compartida por el 37%, y sube al 22% la tasa de los que creen que no sabía de la corrupción.

En el caso de la corrupción que involucra a Lula y los demás políticos, el 37% evaluó que la justicia trata a Lula igual a los otros políticos involucrados en corrupción, y una porción similar, del 35%, evalúa que el tratamiento dispensado al petista es peor que a otros políticos en la misma situación. Para el 22%, el trato dado a Lula es mejor que a otros políticos involucrados en corrupción, y el 6% no opinó sobre el tema. En la parte que vota en el petista, el 58% ve un trato peor que el dispensado a otros políticos por parte de la Justicia, y el 25% evalúa que el tratamiento es igual.

Los brasileños también fueron consultados sobre la rapidez con que se consideran los casos de corrupción que involucran a Lula y a otros políticos en casos de corrupción: el 41 por ciento considera que los casos que involucran a Lula son tratados con más rapidez por la justicia que los que incluyen a otros políticos. Para el 32%, los casos del petista son tratados con menos rapidez, y el 21% evalúa que la rapidez es la misma para todos. Además, hay un 6% que prefieren no opinar.