MercoPress, in English

Domingo, 19 de noviembre de 2017 - 01:05 UTC

Santa Elena se abre a vuelos regulares y al turismo moderno

Sábado, 14 de octubre de 2017 - 21:40 UTC
Airlink tendrá un vuelo semanal desde Johannesburgo hasta Windhoek, Namibia, para continuar hacia Santa Elena. Airlink tendrá un vuelo semanal desde Johannesburgo hasta Windhoek, Namibia, para continuar hacia Santa Elena.
La casa donde vivió Naoleón, con los muebles originales, es una de las principales atracciones turísticas de la isla. La casa donde vivió Naoleón, con los muebles originales, es una de las principales atracciones turísticas de la isla.
Es el hogar de una tortuga de 185 años de edad llamada Jonathan y alberga la escalera recta más larga del mundo, además de un campo de golf de nueve hoyos Es el hogar de una tortuga de 185 años de edad llamada Jonathan y alberga la escalera recta más larga del mundo, además de un campo de golf de nueve hoyos
RMS St. Helena, una combinación de barco de carga y pasajeros, hace el recorrido solo unas pocas veces al a;o desde Africa del Sur RMS St. Helena, una combinación de barco de carga y pasajeros, hace el recorrido solo unas pocas veces al a;o desde Africa del Sur

Una de las islas más remotas del mundo está a punto de entrar en la era del turismo moderno. Cuando los británicos exiliaron a Napoleón Bonaparte a Isla Santa Elena en 1815, el derrotado emperador demoró un total de 10 semanas en llegar. Dos siglos más tarde, sigue siendo un viaje de cinco días en un barco correo, siempre y cuando comience el recorrido desde algún lugar tan cercano como Ciudad del Cabo, Sudáfrica.

 Sin embargo desde este 14 de octubre el diminuto territorio británico recibirá los primeros vuelos regulares de su historia. Dos semanas más tarde, abrirá sus puertas el primer hotel de lujo de Santa Elena, una propiedad de 30 habitaciones en un trío de edificios de estilo georgiano. Situada a poco más de 1.900 kilómetros de la costa occidental de África, Santa Elena es más conocida -para aquellos que la conocen- como el lugar al que fue desterrado Napoleón tras su derrota en la Batalla de Waterloo.

La casa donde vivió -con los muebles originales- es una de las principales atracciones turísticas de la isla. Pero no es la única. La isla tropical de unos 76 kilómetros cuadrados ofrece ciclismo de montaña, pesca deportiva y buceo en aguas donde la visibilidad es de hasta 30 metros. Santa Elena es uno de los pocos lugares del mundo donde los humanos pueden nadar con tiburones ballena enormes (y pasivos). Es el hogar de una tortuga de 185 años de edad llamada Jonathan y alberga la escalera recta más larga del mundo, además de un campo de golf de nueve hoyos que los jugadores recorren dos veces, tratando de no golpear a ninguna cabra en el camino.

Luego está la St. Helena Distillery, considerada la destilería más remota del mundo. Su especialidad es el Tungi (pronunciado TUN-yi), un aguardiente hecho a partir de pera espinosa y embotellado en un frasco de vidrio biselado modelado para evocar la (relativamente) famosa escalera de la isla.

Debido a las limitadas opciones de transporte, solo unos dos mil turistas llegan a la isla cada año. El Royal Mail Ship St. Helena, una combinación de barco de carga y pasajeros, hace el recorrido solo unas pocas veces al mes. Y hasta ahora, el aeropuerto podía recibir únicamente vuelos privados.

“El aeropuerto más inútil del mundo”, como le llaman algunos, costó 285 millones de libras esterlinas (más de US$400 millones) y tenía el propósito de llevar a Santa Elena a la autosuficiencia económica. Un mes antes de su apertura en 2016, los vuelos de prueba revelaron condiciones de viento peligrosas y los vuelos comerciales se suspendieron. El aeropuerto ha recibido solo vuelos privados y de evacuación médica.

Pero ahora, la línea aérea sudafricana Airlink tendrá un vuelo semanal desde Johannesburgo hasta Windhoek, Namibia, para continuar hacia Santa Elena. El diario Independent informó que Airlink no ocupará toda la capacidad de sus aviones Embraer. Para mantener la nave lo suficientemente ligera a fin de usar una menor parte de la pista y evitar los lugares con vientos más peligrosos, ocupará solo 76 de los 99 asientos.

Espera aumentar esa cifra hasta 87 en 2018. Mientras tanto, el nuevo hotel de la desarrolladora de complejos turísticos Mantis -que posee hospedajes cinco estrellas para safaris en África, los complejos Explora en Chile y otras propiedades de alta gama- promete cambiar la situación.

El sitio web oficial de turismo de Santa Elena incluye apenas dos posadas y media docena de hoteles y pensiones, la mayoría de los cuales no tienen sitios web. Pese a la relativa rapidez de los vuelos, este en realidad podría ser el momento perfecto para viajar por barco a Santa Elena. No solo se avecinan cambios, sino que el barco correo a la larga será sacado de servicio.

Categorías: Economía, Turismo, Internacional.