MercoPress, in English

Martes, 24 de octubre de 2017 - 00:32 UTC

Desencanto de Mercosur con propuestas de la Unión Europea: “desafío adicional no esperado”

Sábado, 7 de octubre de 2017 - 08:59 UTC
UE completó su oferta poniendo sobre la mesa cupos de 70.000 toneladas para la carne bovina, 600.000 toneladas para el etanol, y 40.000 toneladas de arroz UE completó su oferta poniendo sobre la mesa cupos de 70.000 toneladas para la carne bovina, 600.000 toneladas para el etanol, y 40.000 toneladas de arroz

Las cuotas de importación de carne y etanol ofrecidas esta semana por la Unión Europea (UE) al Mercosur fueron consideradas insuficientes y hacen “un poco más difícil” alcanzar un acuerdo para diciembre, dijo el viernes uno de los principales negociadores del bloque sudamericano.

 Durante las conversaciones realizas esta semana en Brasilia, la UE completó su oferta poniendo sobre la mesa cupos de 70.000 toneladas para la carne bovina, 600.000 toneladas para el etanol, y 40.000 toneladas de arroz, bienes de alta sensibilidad política en el viejo continente.

Pero esos números frustraron al bloque sudamericano. “Técnicamente es posible. Es un poco más difícil porque tiene un desafío adicional que no esperábamos”, dijo no obstante el diplomático Ronaldo Costa Filho, de Brasil.

La propuesta europea estuvo por debajo de las 100.000 toneladas de carne y el millón de toneladas de etanol que había ofrecido durante el fallido intercambio de ofertas de 2004, contrariando el entendimiento de que cualquier cuota debería mejorar a las de ese año.

El resultado de la ronda de conversaciones también generó una reacción negativa en el sector privado de Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay, países que integran el bloque sudamericano.

Por su parte, en Europa la propuesta también levanta reticencias, en este caso de parte de los países con mayor tradición agrícola. Principalmente Francia y otros países, Irlanda, Bélgica, Polonia, buscan proteger ese sector, que es mantenido con enormes subsidios estatales, y que de esa manera no es competitivo con la producción sudamericana.

Ambos bloques intentan aterrizar un acuerdo comercial desde 1999. En 2004 la negociación fue suspendida y recién fue retomada seis años después con el compromiso de mejorar las ofertas originales.

Categorías: Economía, Política, Mercosur.